Cinco preguntas para plantearse antes de apostar por la TI híbrida
05/06/2017
Los proyectos de nube híbrida comienzan a ser habituales entre las empresas, porque proporcionan importantes beneficios que pueden ayudar a impulsar su negocio. Ahora bien, llegar hasta ahí es un camino que, en muchos casos y en determinadas organizaciones, no resulta sencillo. Por eso, antes de dar cualquier paso, conviene pararse a pensar y formularse algunas preguntas. Éstas son algunas de ellas.

1.- ¿Tenemos una visión completa de nuestra infraestructura? Hay que comenzar el proyecto evaluando y representando el paisaje diverso de aplicaciones y hardware de la empresa. En muchos casos, las aplicaciones persisten debido a los datos que contienen. Esto hay que analizarlo antes de poner en marcha un proyecto de nube híbrida.

2.- ¿Qué funciones empresariales se deben priorizar? Las empresas cuentan con una amplia gama de funciones empresariales, tanto externas como internas, respaldadas por unas aplicaciones y una infraestructura subyacente. Conforme pasa el tiempo, las fuerzas del mercado, las tendencias de la industria y las fusiones y adquisiciones cambian la importancia de estas funciones. Es el momento, por tanto, de priorizar las que más importan a la organización.

3.- ¿Cuáles son las aplicaciones clave para las funciones empresariales importantes? Es necesario prestar más atención a la habilitación de aplicaciones para funciones empresariales importantes durante el paso al modelo de nube híbrida. Ahora es el momento de identificar las aplicaciones que realmente importan, así como su funcionalidad redundante entre ellas y racionalizarlas hasta llegar a un número más manejable. Algunas aplicaciones pueden tener que ser desmanteladas, mientras que otras podrían merecer una interfaz más moderna y fácil de usar. También es un buen momento para revisar los requisitos empresariales originales de las aplicaciones existentes y chequearlas para satisfacer las necesidades de las nuevas generaciones de usuarios.

4.- ¿Qué aplicaciones y entornos se necesitan pasar a la nube? Hay que hallar los principales factores empresariales y técnicos para migrar a la nube. Después es preciso identificar las aplicaciones que necesitan permanecer on premise, o moverse a la cloud privada o pública. También hay que entrar en detalle en el modelo de despliegue en la nube, así como la necesidad de que las aplicaciones permanezcan on premise en los entornos tradicionales bare metal o virtualizados. Aquí es donde el valor de la cloud híbrida se hace evidente. Se gana flexibilidad para encontrar la nube adecuada para la aplicación correcta.

5.- ¿Cómo integramos las aplicaciones en toda la empresa y cuáles son los patrones de integración más utilizados? La migración a la cloud no quita la necesidad de conectar de nuevo los datos históricos que podrían residir dentro de los sistemas. Una vez más, la nube sirve como un gran catalizador para modernizar no sólo las aplicaciones, sino también los estilos de integración. Con el advenimiento de una multitud de fuentes de datos, incluyendo IoT y sensores, así como la necesidad de datos estructurados y no estructurados, surge una diversa gama de patrones de integración. Es el momento de identificarlos para aplicarlos en el contexto de cada empresa.

Las respuestas a estas preguntas posicionarán a la empresa en una situación adecuada para una migración exitosa a la nube híbrida, y conducirán a la formulación de la cuestión final y más importante: ¿Qué conseguimos con la migración a la nube?

En la Economía de las Ideas actual, el éxito favorece las organizaciones que pueden transformar rápidamente ideas en nuevos productos o servicios. Los modelos empresariales disruptivos están triunfando y la Transformación Digital es imperativo para todo tipo de compañías (Puede comparar su Transformación Digital en este enlace). En este clima cambiante, la TI debe evolucionar para apoyar a la empresa. Las soluciones que nos permitan combinar recursos propios con recursos ofrecidos a través de proveedores de servicios serán los catalizadores que aceleren la adopción de tecnologías más agiles y flexibles para la adaptación a la demanda de la economía digital . Puedes conocer las propuestas de HPE para ayudar a las empresas a sacar partido de esta tecnología en este enlace o puedes conocer casos de uso de la nube híbrida en este enlace.

Fuente: http://hybrid-it.reimagineit.es