Las startups de TI españolas confían en la nube
10/04/2017
Si la crisis económica ayudó a impulsar el número de empresas de tecnología en España, sobre todo en Madrid y Barcelona, la nube ha permitido que estas jóvenes empresas crezcan. Entre las startups de tecnología, la máxima es simple: evolucionar o morir, y la nube es fundamental para que estas empresas escalen rápidamente.

Desde la crisis económica de 2008, que provocó una tasa de desempleo récord en España, empresarios, inversores e instituciones públicas han estado ocupados construyendo un ecosistema emprendedor con vistas a reanimar la economía española. Como resultado, el paisaje de startups en España hoy en día es rico y variado.

A diferencia de otros países europeos, donde la capital suele dominar la escena de startups, España tiene dos centros principales: Barcelona y Madrid, así como otras vibrantes regiones emprendedoras como Valencia, País Vasco, Andalucía y Galicia. El grupo Mobile World Capital Barcelona (MWCB) registró 2.663 startups digitales en España en 2016, con un 28,4% en Barcelona y un 27,1% en Madrid. Tanto Barcelona como Madrid se encuentran entre los 10 mejores centros tecnológicos de Europa en términos de número de startups, ocupando la quinta y la sexta posición, respectivamente.

La escena startup en España es más vibrante que nunca. Los datos de MWCB muestran que en 2016 se invirtieron 502,1 millones de euros en las startups digitales españolas y que Barcelona recibió cerca del 56% de estas inversiones, siendo el software social y la movilidad los sectores líderes. En España, en general, el comercio electrónico, incluyendo los marketplaces (por ejemplo, Wallapop), es actualmente el segmento más destacado en el mercado de startups, aunque otras industrias como la financiera también están trabajando para posicionarse en el centro de la creciente economía digital del país.

Si la crisis económica ayudó a impulsar el número de empresas de tecnología en España, la nube ha permitido que estas jóvenes empresas crezcan. Entre las startups de tecnología, la máxima es simple: evolucionar o morir. Estas startups no tienen los recursos ni el tiempo para construir u operar sus propios datacenters, y no les importa. Lo que les importa es cuán rápido pueden lanzar una aplicación móvil o web, aumentar su base de usuarios y expandirse a nuevos mercados. Por lo tanto, la nube es fundamental para que estas empresas escalen rápidamente.

Fuente: http://tecnologiaparatuempresa.ituser