inicio
Regístrate al boletín      Twitter Facebook Linkedin RSS
Mapa del sitio
28/09/2016
Networking, AEC
Networking, AEC
03/11/2015
Unirte a un grupo y aceptar las invitaciones a actos sociales, entre las recomendaciones

 Fuente;  www.equiposytalento.com

Caris Thetford, de The Muse, comienza su artículo en Inc.com presuponiendo que todos sabemos que gran parte del éxito radica en las relaciones personales y profesionales. Unas relaciones que, en su opinión, "no pueden construirse si nunca sales de tu oficina".

El autor hace especial hincapié en aquellos a los que enfrentarse a un evento de networking les hace parapetarse en su cama. A ellos, les dedica cuatro consejos para poder practicar networking con los demás de otras maneras que no implican la interactuación forzada en las denominadas sesiones de networking.
Lo primero que cabe tener en cuenta, según Thetford, es "dejar de lado la obsesión por establecer nuevos contactos y centrarse en construir relaciones fructíferas". ¿Por dónde empezar? Sigue leyendo.

Únete a un grupo y trabaja con él. Este tipo de conexiones son de gran utilidad cuando necesitas una recomendación, una vía de acceso o, simplemente, algo de apoyo para tirar hacia aelante una iniciativa.

Únete a una organización comunitaria. Thetford es un fiel defensor de las organizaciones profesionales, pero, tal y como defiende, "también pueden obtenerse una serie de beneficios uniéndose a un grupo que no esté directamente ligado a la carrera profesional de uno". Todos podemos beneficiarnos de las personas con una trayectoria y experiencia laboral distinta a la nuestra, aunque... "¿cómo vamos a acceder a esas personas si solo nos relacionamos con gente parecida a nosotros?", se cuestiona Thetford.

Interésate por aquellas personas con las que compartas cursos y clases. Thetford menciona un curso de fotografía que él hizo hace ahora 12 años, en el que conoció a un importante cargo del sector bancario de una entidad que, después, resultó ser el que estaba financiando su proyecto laboral. Aprovecha cualquier ocasión para relacionarte con los demás.

Acepta las invitaciones. Si eres una persona extrovertida esto no te resultará demasiado difícil, pero si tiendes a frenarte a ti mismo cuando te invitan a un acto social, deberías animarte a ti mismo a aceptar más a menudo invitaciones a fiestas y eventos, especialmente si se desarrollan fuera de tu grupo de amigos y contactos habitual. "Piensa que nunca podrás conocer gente nueva si nunca te rodeas de gente nueva", concluye el autor.




2016
Todos los derechos reservados

SPC