inicio
Regístrate al boletín      Twitter Facebook Linkedin RSS
Mapa del sitio
30/09/2016
EY, AEC
EY, AEC
22/06/2015
El tirón del consumo consolidará la recuperación económica en España, pese a la incertidumbre que provocan las próximas elecciones generales.

 Fuente;  www.rrhhpress.com

El último informe EY Eurozone Forecast (EEF) eleva la previsión de crecimiento de España para este año hasta el 2,8%, gracias, en gran parte, a que el gasto de los consumidores crecerá al mayor ritmo desde 2007.

El estudio recoge que el optimismo con el mercado laboral y la mejora de las finanzas familiares derivadas de la caída del petróleo impulsarán previsiblemente el consumo un 2,8% en 2015.

Los hogares españoles se beneficiarán de una caída de alrededor del 3% en la factura energética al cierre del año por el precio del petróleo y de una mayor creación de empleo. Las estimaciones de EY apuntan, concretamente, a que la tasa de desempleo debería situarse de media en el 22,3% este año, aunque se prevé que al cierre esté por debajo del 21%.

Sin embargo, de cara a 2016, se prevé una ligera caída de un punto porcentual en el gasto de los consumidores (2,7%) al esperarse que el poder adquisitivo de los hogares dependa más de sus ingresos que de los precios de la energía.

“Si se crean anualmente alrededor de 150.000 nuevos puestos de trabajo entre 2017 y 2019, los hogares verán un aumento de sus ingresos que permitirá mantener el incremento del gasto anual de los consumidores alrededor del 2%”, argumenta el estudio de EY.

Crecimiento económico superior al 2%

El EY Eurozone Forecast destaca que, tras sorprender España al mercado en el primer trimestre creciendo un 0,9%, el país impulsará este año su crecimiento económico desde el 1,4% de 2014 al 2,8%. El estudio pronostica, además, que el PIB crecerá un 2,5% en 2016 y que a partir de entonces el crecimiento oscilará entre el 2%-2,5% al año.

Esta estimación del impulso económico es superior a la esperada para el conjunto de la Eurozona, donde las previsiones se sitúan en el 1,6% en 2015, el 1,9% en 2016 y entre el 1,5% y el 1,7% para el período comprendido entre 2017 y 2019.

“La confianza en España continúa pese a la incertidumbre que tradicionalmente provoca un año electoral. Nuestro país acumula ya siete trimestres consecutivos de crecimiento económico, un record que en la Eurozona sólo han superado los países bálticos, Eslovaquia e Irlanda”, asegura Llorenç López, Consejero Delegado de EY en España.

En este repunte de la actividad económica continuará teniendo un papel esencial la aceleración de las exportaciones fruto de un euro débil. El Centro de Estudios de EY prevé un crecimiento de las exportaciones del 4,9% en 2015 y del 5,4% para el año que viene, justo un punto más que el ritmo previsto para la Eurozona. Asimismo, las estimaciones para 2017 se sitúan en el 5% y para 2018-2019 por encima del 4% anual, casi en línea con el promedio de la década visto hasta 2007.

Las importaciones también crecerán más en España que en el conjunto de la Eurozona. Según los datos recogidos en el estudio, éstas aumentarán alrededor de un 5% en este trienio para posteriormente reducir el ritmo al 4,3% en 2018 y al 3,9% en 2019. Las previsiones para la Eurozona son más tímidas al esperarse un crecimiento de la actividad importadora del 3,8% y del 4,2% para 2015 y 2016, respectivamente.

La recuperación económica también está facilitando el acceso a la financiación con su consiguiente impacto positivo en la inversión empresarial. El último EY Eurozone Forecast arroja que esta partida crecerá en 2015 por encima del 7% por segundo año consecutivo y que reducirá probablemente el crecimiento al 4,7% en 2016. Si el coste de la financiación aumenta gradualmente y el consumo y las exportaciones registran un crecimiento más moderado, será de alrededor del 4% anualmente entre 2017-2019.

En este sentido, los sectores que más crecerán este año serán previsiblemente el de comunicación y los servicios financieros y empresariales. En ambos se prevén alzas superiores al 4%.

Reducción del déficit

El crecimiento económico, la caída del gasto público y los menores costes favorecerán que España cierre el presente ejercicio con un déficit público del 4,3% del PIB. Sin embargo, la confianza en el futuro económico de nuestro país hace presagiar que el desfase de las cuentas públicas pueda situarse en 2016 en el 3,3% y en el 2,5% para un año después.

Las previsiones del Centro de Estudios para el conjunto de la Eurozona sitúan el déficit público en el 2% para este año y entre el 1,7% y el 0,9% entre 2016 y 2019.
 




2016
Todos los derechos reservados

SPC