inicio
Regístrate al boletín      Twitter Facebook Linkedin RSS
Mapa del sitio
30/09/2016
Indra, AEC
Indra, AEC
24/08/2015
Nuevo avance de Indra en el segmento de la vigilancia aérea. La Agencia Europea de Control de Fronteras (Frontex) ha seleccionado al avión ligero de vigilancia marítima P2006 MRI de la compañía española para llevar a cabo trabajos de vigilancia aérea en el Mediterráneo Central, entre Italia y Libia.

 Fuente;  cincodias.com

Frontex puso en marcha en primavera una licitación pública para la contratación de estos servicios, cuyo acuerdo marco se firmará a finales de agosto, según señalan fuentes del sector. Indra será la única empresa española de las seis compañías seleccionadas para prestar servicios de vigilancia aérea en la ruta. Asimismo, será también una de las cuatro firmas invitadas a proveer los dos tipos de servicios dentro de ese acuerdo marco: vigilancia marítima y de las fronteras terrestres. Unas tareas que han ganado relevancia en los últimos años por la oleada de inmigrantes en el Mediterráneo.

El proyecto de Indra está basado en el avión ligero P2006T de Tecnam. La compañía explica que la aeronave está equipada con una cámara electro-óptica de gran formato de última generación y alta definición FLIR Systems, el radar Radar Seaspray 5000E de SELEX Galileo y el sistema AIS de identificación de buques.

De esta forma, el sistema está diseñado para efectuar misiones de vigilancia marítima en zonas comprendidas entre la costa y 150 millas mar adentro. El avión puede mantenerse en zonas de patrulla entre cuatro y seis horas. El coste de operación ronda los 200 euros por hora de vuelo.

En su oferta para la licitación, Indra ha hecho valer la experiencia del avión. La aeronave superó en 2013 con éxito las pruebas relacionadas en la costa mediterránea y en la costa escocesa del Mar del Norte. Además, ha participado con la guardia civil en la Operación Indalo, de Frontex, completando más de 180 horas de vuelo. También estuvo en la operación Close Eye de Frontex para la vigilancia del Canal de Sicilia, cumplimentando cerca de 120 horas de vuelo.

La empresa española tiene en marcha más proyectos tecnológicos en este ámbito. Así, fuentes del mercado explican que el desarrollo del P2006T MRI es solo un primer paso que ha permitido poner en vuelo, certificar y probar un sistema de misión de vigilancia marítima de altas prestaciones controlado en tiempo real desde una estación de tierra. El siguiente paso es convertir el avión P2006T en plataforma no tripulada, siguiendo el modelo que la Marina de los EEUU ha seguido con el helicóptero no tripulado Fire Scout, y migrar el sistema de misión a otro tipo de plataformas no tripuladas.

Ante esta nueva tecnología, la empresa contempla distintas opciones. Así, por ejemplo, Indra es una de las compañías interesadas en participar en el proyecto liderado por la Xunta de Galicia para convertir el aeródromo de Rozas, en la provincia de Lugo, en un gran polo tecnológico e industrial de aviones no tripulados para usos civiles.

Lo cierto es que Indra quiere hacer valer su experiencia en el sector. Sus sistemas supervisan más de 5.000 kilómetros de fronteras terrestres y marítimas de distintos países. Así, ha desarrollado sistemas de vigilancia costera en Europa, con proyectos en España, Portugal, Letonia y Rumanía, y en Asia, en Hong Kong.

Además ha impulsado el proyecto Perseus, iniciado en 2013 con un presupuesto de 47,7 millones de euros, cuyo objetivo es desarrollar y probar un sistema europeo de vigilancia marítima mediante la integración de los sistemas nacionales y europeos existentes, y su actualización y mejora con innovaciones tecnológicas.
 




2016
Todos los derechos reservados

SPC