inicio
Regístrate al boletín      Twitter Facebook Linkedin RSS
Mapa del sitio
25/09/2016
17/02/2015
El conocimiento de las nuevas tecnologías y de internet facilitaría la entrada al mercado de trabajo de los parados de larga duración, según un estudio elaborado por el Observatorio ADEI que además recomienda la modernización de los servicios públicos de empleo.

 Fuente;  www.cibersur.es

El estudio "Digitalización y políticas activas de empleo en España", impulsado por la Universidad de Alicante, Analistas Financieros Internacionales (AFI) y Google, defiende también la importancia de la digitalización aplicada a las políticas activas de empleo, ya que pueden agilizar trámites, reducir costes y favorecer las relaciones entre los desempleados y el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE).

El informe centra su atención en los parados de larga duración, que define como "la cara más amarga de la recesión".

En este sentido, detalla que el perfil mayoritario del desempleado que busca trabajo desde hace más de dos años es el de un ciudadano con bajo nivel de formación, edad avanzada y escaso grado de alfabetización digital, un aspecto que les dificulta a la hora de utilizar las nuevas aplicaciones tecnológicas para buscar empleo.

La falta de conocimientos acerca de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) perjudica a este colectivo en el que la que pérdida de habilidades laborales (empleabilidad) se convierte en un problema mayor conforme aumenta el periodo en que está desempleado.

"En términos generales, cuanto mayor es la duración en el desempleo menor es la probabilidad de recolocarse", asegura el estudio.

ADEI destaca también la importancia de la modernización de los servicios públicos de empleo y recuerda que la crisis económica ha elevado la carga de trabajo en los últimos años.

Según el último informe publicado en 2014 por los estudios económicos de la OCDE, en el año 2011 cada trabajador del SEPE era responsable de 269 demandantes de trabajo, una cantidad mucho más elevada que los 22 parados que atienden los mismos servicios del Reino Unido o los 47 de Alemania.

El observatorio considera que para aumentar la eficacia y la eficiencia del SEPE la solución "no debe pasar necesariamente por una mayor contratación de personal" sino que también sería muy útil modernizar la gestión de los recursos ya existentes.

El estudio valora los esfuerzos acometidos hasta ahora en el ámbito de la digitalización, como el proyecto del Portal ┌nico de Empleo, pero recomienda observar y adaptar varias iniciativas pioneras en otros países europeos que por ejemplo usan aplicaciones de móvil o registros on-line de demandantes de empleo.

Otra ventaja de las TIC, según el informe, es su aplicación en la gestión y almacenamiento de grandes volúmenes de información como los datos de los parados, que podrían ordenarse por perfiles, grupos o intereses para mejorar la atención personalizada al demandante de empleo.

También apuesta por estimular la coordinación entre las diferentes instituciones relacionadas con el empleo así como por avanzar en la colaboración público-privada.

 

 

 





2016
Todos los derechos reservados

SPC