inicio
Regístrate al boletín      Twitter Facebook Linkedin RSS
Mapa del sitio
27/09/2016
06/02/2015
Los CIO visionarios ven a sus proveedores de servicio como socios tecnológicos que los acompañan en el camino de ser las mejores empresas en su ramo.

 Fuente; http://diarioti.com

Imagina que es el año 2018. Tu empresa ha crecido por encima del promedio en los últimos tres años y han sido nombrados “empresa y CIO más admirados del año”, respectivamente. El reconocimiento se atribuye a tu “innovadora aplicación de la Tecnología de Información y Comunicaciones (TIC) para crear valor a tus clientes”. ¿Cuáles fueron las iniciativas que provocaron esta transformación? ¿En qué forma innovadora aplicaste las TIC?

Despierta. El ser el “CIO del año” es por ahora, sólo un sueño, pero el cumplirlo puede estar más cerca de lo que imaginas. En su libro “Good to Great”, Jim Collins señala que una vez que se tiene a las personas correctas y que entre todos identifican el concepto diferenciador de la empresa, el uso de la tecnología puede ser el principal acelerador de su crecimiento. Datos de la OCDE confirman lo anterior y señalan ejemplos donde los sectores productivos más diversos son impulsados por el uso estratégico de las TIC (1).

Retail (Venta al por menor): Las TIC habilitan al sector para que los consumidores puedan comprar por internet (haciendo entregas a través de la tienda más cercana). Esto les ha facilitado recopilar y analizar datos de sus clientes para proveer servicios y publicidad personalizados y mejorar la administración de la logística y abastecimiento de productos, lo que conlleva un impacto positivo en la productividad.

Transporte y Logística: Las nuevas tecnologías han transformado al sector, permitiendo el rastreo de vehículos y de cargas a lo largo y ancho del planeta, al tiempo que otorgan información a sus clientes para facilitar el desarrollo de nuevos procesos operacionales tales como entregas “Just In Time” para el sector de manufactura. La telemetría de vehículos también ayuda a maximizar la eficiencia de combustible, asegurar el uso eficiente de la red de transporte y apoyar el mantenimiento de flotillas. La información recopilada por las flotillas también puede llegar a tener valor comercial.

Servicios Financieros: Las empresas del sector financiero preparan cada vez más a sus clientes para hacer sus propias transacciones y tener acceso a nuevos productos por internet aun cuando mantienen sus redes de sucursales para operar. Un mejor uso de los datos también les permite conocer mejor a sus clientes y asociarlos con productos, tales como análisis personalizados de gastos, que podrían ser utilizados para generar ingresos adicionales por publicidad. La economía digital también ha facilitado la forma en que se da seguimiento a índices y manejo de portafolios de inversión.

Manufactura y Agricultura: Las TIC han mejorado el diseño, desarrollo y monitoreo y control de procesos de fabricación, lo que permite mayor precisión en el diseño, desarrollo y refinamiento continuo de productos. Dichos productos contienen cada vez mayor conocimiento. Por ejemplo, en la industria automotriz, se estima que 90% de sus nuevas funcionalidades tienen un componente de software significativo. En el caso de las granjas, las TIC pueden monitorear cosechas y animales la calidad del suelo y del ambiente, creando eficientes estrategias de trazabilidad. Cada vez más, los procesos de rutina y el equipamiento para la agricultura pueden ser manejados mediante sistemas automatizados.

Educación: Conforme se esparce la economía digital, las universidades y otros proveedores de servicios de educación son capaces de proveer cursos remotamente sin necesidad de interacción presencial, a través de servicios como videoconferencia, transmisión en tiempo real y portales de colaboración en línea, que los habilitan para acceder a la demanda global y apalancar sus marcas en formas que antes no era posible.

Salud: Las TIC están revolucionando también el sector salud, desde la habilitación de diagnósticos remotos hasta la mejora de eficiencias y experiencia de los pacientes mediante expedientes médicos electrónicos. También habilita oportunidades para la publicidad, por ejemplo de medicinas y otros tratamientos.

Medios: Las tecnologías de la información han cambiado dramáticamente la industria de medios. Mientras el acceso a la banda ancha es más eficiente, se abren nuevas formas de entregar contenidos. Actualmente existen múltiples plataformas de comunicación potenciadas por la tecnología, desde las redes sociales, hasta los blogs. Las personas estamos informadas de manera más inmediata y tenemos acceso a fuentes de información con las que antes no contábamos. A su vez, el uso de la tecnología en este segmento permite la recopilación y uso de información sobre los hábitos y preferencias de los consumidores, permitiéndoles una programación direccionada.

Sin importar el sector, las empresas que utilizan las TIC de manera estratégica, impulsan la innovación de sus productos, procesos, marketing y organización, lo que crea mayor valor a sus clientes y mejores resultados de negocio. La diferencia principal entre una empresa que se limita a contratar y adoptar servicios TIC contra una que los utiliza de forma estratégica para transformar su negocio es su CIO.

Los CIO visionarios ven a sus proveedores de servicio como socios tecnológicos que los acompañan en el camino de ser las mejores empresas en su ramo. De acuerdo a un estudio de la Universidad Ludwig Maximilian de Munich (2) , estas personas utilizan las herramientas TIC para proveerles a sus empresas flexibilidad, inteligencia y seguridad a su operación, así como de movilidad y colaboración a sus empleados.

Para lograr un uso estratégico de las TIC y mantener un proceso de innovación durante su integración, el “CIO del año 2018” debe definir hoy a quién necesita como su socio tecnológico para que juntos definan la mejor forma de habilitar a sus clientes y que continúen en la línea de crecimiento correcta. Lo más importante es comenzar hoy visualizando un futuro extraordinariamente cercano.

[1] OECD (2014), “The digital economy, new business models and key features”, in Addressing the Tax Challenges of the Digital Economy, OECD Publishing.

[2] Dr. Kretschmer, Tobias (2010), “WORK – Working Connected in Business and Society”, Ludwig Maximilian University, Munich

Por León Fernando Velázquez, Innovación Alestra
 

 




2016
Todos los derechos reservados

SPC