La UE analiza los progresos realizados en innovación y en inversión en I+D
La UE ha publicado un informe de las cifras claves de 2008 en el ámbito de la ciencia, la tecnología y la competitividad que contiene, por primera vez, una visión general de los progresos realizados entre 2000 y 2006 con respecto a la inversión I+D en la UE y en relación a la aplicación del Espacio Europeo de Investigación (EEI).

http://euroalert.net  22.02.2009

Paralelamente, se ha publicado el cuadro de indicadores de la innovación de 2008, que proporciona más detalles sobre los resultados de la UE en este ámbito.

El informe sobre ciencia, tecnología y compeitividad muestra que el número de investigadores en Europa está aumentando y que la UE es cada vez más atractiva para los investigadores extranjeros y privados y para inversiones en I+D de los EEUU. Sin embargo, el estancamiento de la intensidad de I+D en la UE en el 1,84% perjudica la ambición de la UE de convertirse en una sociedad basada en el conocimiento y competitiva en todo el mundo. Aunque un gran número de Estados miembros han aumentado su inversión en investigación y cuentan con sectores de investigación más eficaces, la UE aún está lejos de alcanzar su objetivo de Lisboa de invertir el 3% del PIB en I+D.

El nivel de inversión empresarial en I+D sigue siendo bajo, sobre todo porque la estructura industrial de la UE consiste en una alta tecnología inferior a la de los Estados Unidos, lo que dificulta la actuación de la UE.

El cuadro de indicadores de la innovación de 2008, publicado paralelamente, proporciona más detalles sobre los resultados de la UE en este ámbito. El cuadro demuestra que la UE ha hecho importantes progresos en la innovación antes de la crisis financiera. La diferencia con los Estados Unidos y Japón se ha reducido, gracias al los fuertes avances de nuevos Estados miembros como Chipre, Rumania y Bulgaria.
Ambos informes muestra que la UE debe modificar su estructura industrial, centrarse más en la innovación y garantizar un mayor y mejor uso de la I+D.

A propósito de estos informes, el Comisario de Ciencia e Investigación, Janez Potocnik, y el Vicepresidente de la Comisión y responsable de Empresa e Industria, Günter Verheugen, declararon lo siguiente: “dado el contexto de la crisis actual, no es el momento de relajarse en la inversión en investigación e innovación. Esto es vital si Europa quiere salir más reforzada de la crisis económica y afrontar los desafíos del cambio climático y la globalización. La UE tiene muchos activos, en particular el hecho de que el Espacio Europeo de Investigación es cada vez más atractivo y que los resultados en materia de innovación mejoran constantemente. Sin embargo, aún queda mucho por hacer, sobre todo en lo que se refiere al aumento de la inversión empresarial, que sigue siendo relativamente baja. Las iniciativas de la Comisión para mejorar la eficiencia de la investigación en la UE, estimular la innovación y desarrollar mercados de alta tecnología ponen a la UE en el buen camino”.
Principales conclusiones del informe de 2008 sobre ciencia, tecnología y competitividad
  • La investigación es un valor esencial para la competitividad en un mercado globalizado. Han surgido importantes actores en el campo de la ciencia y la tecnología, especialmente en Asia. El conocimiento se extiende más y es más uniforme, y la UE posee ahora una cuota inferior al 25%. El Espacio Europeo de Investigación debe ser más atractivo, más abierto y más competitivo en el escenario mundial.
  • La intensidad de I + D de la UE se ha estancado, pero esto oculta las disparidades a nivel nacional. Todos los Estados miembros de la UE han aumentado su gasto en I+D entre 2000 y 2006. Sin embargo, el PIB experimentó la misma tasa de crecimiento durante este periodo, lo que significa que la intensidad de I+D se ha mantenido en torno al 1,84% desde 2005. Entre 2000 y 2006, 17 Estados miembros han aumentado su intensidad de I+D, pero otros 10, que representan el 47% del PIB de la UE, mostraron una tendencia opuesta.
  • La intensidad de la inversión del sector privado sigue siendo demasiado baja. La razón principal de la diferencia de intensidad de I + D entre la UE y sus competidores reside en la financiación de I + D de las empresas, que descendió en la UE entre 2000 y 2005, mientras que aumentó significativamente en los Estados Unidos, Japón y China. Esto se debe principalmente al menor tamaño de la investigación intensiva de alta tecnología en la industria de la UE. Se requiere un marco de condiciones que favorezcan el rápido desarrollo y crecimiento de las Pyme de alta tecnología, el desarrollo de mercados para la innovación en Europa y una reducción de los costes de las patentes de la UE.
  • Excelencia en la investigación. Un número creciente de investigadores, pero una capacidad de explotación de los conocimientos que sigue siendo inferior a la de los competidores. Desde 2000, el número de investigadores ha aumentado dos veces más rápido en la UE que en EEUU Japón, aunque el porcentaje de investigadores en la población sigue estando por debajo. En cuanto al impacto de la investigación, la UE sigue siendo el mayor productor mundial de conocimientos científicos, aunque aporta menos que EEUU.
  • Una zona más atractiva para la inversión extranjera y los profesionales en el campo de la ciencia y la tecnología. En 2005, las filiales de Estados Unidos representaron el 62,5% de la inversión en I+D en la UE y el 3,3% en China. La UE también atrae a un número creciente de profesionales de la ciencia y la tecnología de terceros países.
Principales conclusiones del cuadro de indicadores de 2008 sobre innovación
El informe muestra que los países europeos están divididos en cuatro grupos según los resultados registrados y que prácticamente todos los países han mejorado sus resultados, aunque no al mismo ritmo:
  • Suiza, Suecia, Finlandia, Alemania, Dinamarca y Reino Unido son los campeones de la innovación, con resultados muy por encima de la media. De estos países, Suiza y Alemania están mejorando su rendimiento más rápido.
  • Les siguen Austria, Irlanda, Luxemburgo, Bélgica, Francia y los Países Bajos. En este grupo, el crecimiento más rápido se registró en Irlanda, justo por delante de Austria.
  • Chipre, Islandia, Estonia, Eslovenia, República Checa, Noruega, España, Portugal, Grecia e Italia son los innovadores más moderados, con los resultados de innovación por debajo de la media de la UE. Chipre manifiesta una tendencia superior a la media de este grupo, seguida de Portugal.
  • Malta, Hungría, Eslovaquia, Polonia, Lituania, Croacia, Rumania, Letonia, Bulgaria y Turquía son los países que deben ponerse al día, los resultados están muy por debajo de la media. La mayoría de estos países están recuperándose. Bulgaria y Rumanía son los que mejoran sus resultados más rápidamente.
Las conclusiones de los informes serán utilizados por la Comisión Europea para ayudar a evaluar el éxito de las actuales políticas de innovación e identificar las prioridades futuras.

 



Otras direcciones de internet relacionadas:
  http://ec.europa.eu/research/era/pdf/key-figures-report2008-2009_en.pdf
descarga el informe sobre ciencia, tecnología y competitividad