La CE pone a prueba la oferta de Google para evitar una multa
26/04/2013
Si es aceptada, el buscador evitará una sanción multimillonaria El buscador propone etiquetar los resultados ligados a sus servicios

Fuente:  http://cincodias.com 

La Comisión Europea y Google dieron ayer el primer paso para poner fin a una investigación iniciada hace dos años y medio. Pero el borrador de armisticio no es todavía definitivo ni está garantizado que sobreviva al escrutinio de terceras partes, en particular, al de Microsoft y el resto de empresas que denunciaron al buscador y al de la influyente Oficina Europea de Organizaciones de Consumidores (BEUC).

Todos ellos, más cualquier persona o empresa interesada, disponen de plazo hasta el próximo 27 de mayo para comentar u objetar los compromisos ofrecidos por Google para evitar que la CE siga adelante con su investigación.

El buscador se compromete a etiquetar los resultados ligados a sus propios servicios o promociones; ofrecer a todas las páginas web la posibilidad de que sus contenidos no sean utilizados por los buscadores especializados de Google, sin que eso les afecte a su ranking en el buscador general; permitir a los editores de periódicos el control de las informaciones indizadas en Google News; renunciar a los contratos exclusivos de publicidad con los editores; y no impedir a los anunciantes que utilicen otras plataformas.

Los compromisos estarían en vigor cinco años. Y su cumplimiento sería vigilado por un especialista independiente, cuya remuneración correría a caro de Google.

El departamento de Joaquín Almunia, comisario europeo de Competencia, parece satisfecho con una propuesta que permitiría cerrar el expediente sin dictaminar que Google ha violado las normas europeas y sin imponer una multa millonaria. Pero antes de adoptar una Decisión para hacer esos compromisos legalmente vinculantes debe escuchar a las terceras partes. Y varias advirtieron ayer que la oferta no les parece suficiente.

Más regateo

“Nuestra reacción inicial es de decepción”, señaló en un comunicado Monique Goyens, secretaria general de BEUC. Y añadió que, a su juicio, la propuesta de Google no cumple el objetivo de la investigación de “garantizar que los consumidores disponen de una oferta no discriminatoria y de erradicar las prácticas anticompetitivas en un mercado que es prácticamente un monopolio”
Icomp, la plataforma que ocupa a Microsoft y otros denunciantes, se reservó una opinión definitiva pero adelantó que “el mero etiquetado de contenidos no es una solución para los problemas de competencia que se han detectado”.

Si logran convencer a la CE, Google tendrá que modificar su propuesta o afrontar una sanción por abuso de posición dominante. Y los precedentes muestran que Bruselas presta atención a los comentarios de las partes y en más de una ocasión (Visa, Reuters) ha obligado a las compañías a mejorar su propuestas.