Las empresas combaten la crisis y potencian su presencia on line contratando profesionales 2.0.
03/06/2011
Las empresas combaten la crisis y potencian su presencia on line contratando profesionales de perfil 2.0,

Fuente:  www.cibersur.com   Fecha:   03.06.2011

Lo que supondrá en el caso de la convergencia de los medios de comunicación e Internet un incremento económico del 5% para 2014, según el número 87 de la revista TELOS editada por Fundación Telefónica.

 Los nuevos perfiles profesionales para la comunicación digital suponen un desafío tanto para la formación de los estudiantes como para el reciclaje profesional de los trabajadores. El tema central del dossier trata sobre los nuevos perfiles profesionales y su relación estrecha con las TIC, Internet y el sector de la comunicación.
 
Además, el número se centra en las viejas nomenclaturas y nuevas competencias de los profesionales en la radio española, el impacto de la web 2.0 en los perfiles profesionales audiovisuales y los nuevos perfiles laborales y docentes que resultan de la renovación en el sector  de la comunicación audiovisual gracias a Internet.
 
 
Cambio de modelo en los medios de comunicación
               
La convergencia digital de los medios de comunicación e Internet analizada desde el punto de vista económico supondrá, según el informe de PriceWaterhouseCoopers, un incremento del 5% para el 2014. Las empresas de comunicación se encuentran inmersas en un proceso de reinvención donde la relación directa con Internet a través de las redes sociales supone, no sólo una nueva forma de comunicación bidireccional, sino también  –y más importante– una ayuda fundamental para el posicionamiento en los motores de búsqueda y la explotación directa del contenido.
 
Según el dossier, el cambio de paradigma de la empresa tradicional  a la empresa digital de comunicación supone una oportunidad para las compañías que afecta a aspectos tradicionales. La reorganización de la empresa afecta a aspectos nucleares del modelo de negocio, entre los que destacan cambios operativos de los modelos de explotación, los derechos de la propiedad intelectual sobre el contenido, la dificultad de regulación y las ventanas de explotación en un entorno globalizado.
 
Los perfiles profesionales de la radio en la actualidad responden a un objetivo de polivalencia y multifunción para atender al nuevo escenario multisoporte de los medios y al nuevo escenario de la digitalización  de los sistemas de producción. Según se detalla en el informe, los perfiles multimedia son todavía escasos en la radio y sus funciones son asumidas  en parte por las nuevas generaciones de redactores y profesionales de la información que ya están familiarizados con el uso de las nuevas tecnologías. No obstante, el hecho de que las categorías profesionales de la radio actual permitan mantener la buena salud económica y unas importantes cuotas de audiencia del medio, no contribuye precisamente a la incorporación rápida de perfiles emergentes vinculados a la Red y a los nuevos hábitos de consumo.

La convergencia digital de los medios afecta necesariamente al posicionamiento de los operadores de radiodifusión en la era digital. La configuración de Internet como un medio social obliga a los operadores audiovisuales españoles a incluirlo dentro de sus estrategias empresariales. De este modo, estos ya han comenzado a ofrecer a sus espectadores una oferta complementaria de productos y servicios a través de sus espacios web y redes sociales, produciéndose una sinergia natural entre ambos medios con el objetivo fundamental de establecer nuevas vías de comunicación para monitorizar las opiniones de los usuarios, incentivar su participación activa en el contenido y como no, extender su marca en un nuevo entorno mediático. Según se concluye del dossier, las cadenas de televisión deben afrontar una reestructuración organizativa  y de personal para dar respuesta a los nuevos retos que se presentan. Actualmente son fundamentalmente los periodistas quienes están asumiendo los nuevos roles que demanda el medio, como los de Community Manager, como una extensión de sus labores tradicionales en la empresa de comunicación.
 
 
Los nuevos perfiles marcan el futuro de la comunicación
 
La necesidad que tienen las empresas de comunicación de gestionar su imagen en los medios sociales supone la aparición de nuevos perfiles profesionales relacionados con estos espacios. Su objetivo es mantener una comunicación directa con los clientes y poder controlar los flujos de información que sobre una determinada compañía se difunden a través de los mismos:
 
Experto en SEO (Search Engine Optimización), el encargado de que la web de la empresa alcance los mejores puestos en los buscadores, aunque es un perfil en constante cambio y va adquiriendo nuevas responsabilidades. El community manager es el nexo de unión entre los clientes y las empresas en las redes sociales, encargándose de gestionar la imagen de la marca para la que trabaja y recogiendo las opiniones de los consumidores para estrechar lazos entre ambos. Según los últimos estudios, es uno de los perfiles que más demandarán las empresas en los próximos años. El analista web: su función es interpretar las estadísticas que generan los usuarios de internet (número de visitas, porcentajes de rebote, fuentes de tráfico, conversaciones, etc.).
 
Otros oficios emergentes son los del arquitecto de información digital, centrado en diseñar la interacción del usuario en el sitio web, organizando y estructurando los contenidos del portal, el del experto en usabilidad web. Éste es el responsable de garantizar que la web responda a los objetivos para los que fue diseñada, es decir, que la navegación sea fácil, sencilla e intuitiva, o dicho de otro modo, que la web satisfaga las necesidades del usuario. Además de los mencionados, hay otros perfiles analizados en este informe como pueden ser los social media analyst, el chief blogging officer, el creativo digital, el experto en SEM y el gestor de contenidos, entre otros.
 
Otro de los aspectos vitales que destaca el estudio es la falta de formación específica (reglada y no reglada) suficiente para dar respuesta a estas nuevas necesidades. Esto se concentra en la incorporación a los nuevos departamentos de comunicación o interactivos de personas que más allá de presentar un diseño curricular adaptado al sector, cuentan con un amplio conocimiento sobre las dinámicas de funcionamiento de estos medios sociales, permitiendo a los medios de comunicación sacar el máximo rendimiento a su presencia digital.
 
En el estudio también se reflexiona sobre la necesidad de que la universidad afronte el reto de formar a todos estos futuros profesionales adaptándolos a las nuevas tecnologías y a las posibilidades de comunicación que ofrece Internet.