Interior afronta de forma activa los delitos en la Red, más de 42.000 en 2013
04/07/2014
El secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, ha asegurado que el Ministerio del Interior desarrolla una política "activa y dinámica" ante los desafíos y amenazas que llegan desde Internet, un nuevo escenario en el que se contabilizaron más de 42.000 delitos en 2013.

Fuente:   http://www.cibersur.com  

El secretario de Estado ha inaugurado hoy en Carrión de los Condes (Palencia) el curso internacional "Policía 3.0: Seguridad Inteligente", organizado por el Cuerpo Nacional de Policía, en el que participan representantes de Cuerpos policiales procedentes de catorce países, así como de miembros del European Cybercrime Center de Europol, de Interpol y Frontex.

Martínez ha destacado las ventajas del mundo virtual pero también las "aplicaciones delictivas" que los ciberdelincuentes encuentran en la Red, lo que obliga a la Policía a "ser más rápida, anticiparse a los riesgos y saber reaccionar".

En este sentido ha asegurado que el Ministerio del Interior ha hecho una apuesta muy clara para tener las mejores aplicaciones tecnológicas, los mejores especialistas, las mejores herramientas y los mejores conocimientos y, de esta forma "ser siempre más rápidos que los ciber delincuentes".

En cuanto a los delitos, Martínez ha asegurado que el ciberespacio sigue siendo escenario de "delitos clásicos" pero también de otros nuevos, con el inconveniente de que las amenazas, coacciones, enaltecimiento del terrorismo, que se cometen en Internet "logran una difusión mucho mayor y multiplican el impacto y el daño".

En cifras ha explicado que en 2013 se cometieron en la Red más de 42.000 delitos, de los que más de 8.000 fueron amenazas, casi 2.000 vejaciones, 719 coacciones y 184 tratos denigrantes.

También se ha referido a delitos relacionados con el ciberterrorismo, ataques a las infraestructuras críticas, delitos económicos, grandes fraudes y estafas, donde a diferencia de lo que sucede con la delincuencia tradicional se pueden producir delitos más grandes.

En cualquier caso ha insistido en que "lo mejor ser más rápidos y anticiparse para que el ciberespacio sea, como el real, cada vez más seguro" para lo que se necesitan las herramientas adecuadas, personas altamente cualificadas y procesos innovadores que proporcionen eficiencia.

En esta línea, ha destacado el trabajo del grupo de Redes Sociales de la Policía o la Oficina de Coordinación Cibernética (OCC) creado por la Secretaría de Estado de Seguridad para que sirva de enlace entre los cuerpos policiales y el Centro de Respuesta a Incidentes de Seguridad Cibernética (CERT), con sede en León.