Wi-Fi ya no es de segunda
28/02/2012
El incremento masivo de dispositivos móviles junto con la consumerización de la tecnología ha venido a impulsar definitivamente el uso de redes inalámbricas en las empresas. Así se refleja en un encuentro organizado por Redes&Telecom.

Fuente:  www.redestelecom.es  Fecha: 28.02.2012

El aumento en el número de terminales inalámbricos utilizados dentro de las compañías está repercutiendo directamente en la consolidación de las redes wireless en el marco empresarial llegando incluso a casos en los que al decidir si optar por un despliegue basado en cable o por uno Wi-Fi se prefiera la segunda propuesta.

REDES&TELECOM ha tomado el pulso al estado actual del mercado español de las WLAN organizando una mesa redonda que bajo el epígrafe de “Las redes inalámbricas se afianzan en la empresa” ha contado con la presencia de los principales fabricantes de equipos basados en tecnología Wi-Fi, como son Aerohive (representado por Exclusive Networks), Aruba Networks, HP Networking y Meru Networks.

Entre los distintos factores que potenciarán el afianzamiento de las redes inalámbricas en el mundo corporativo cabe destacar la inminente llegada del estándar 802.11ac, que permitirá trabajar sobre una WLAN a mayor velocidad que la facilitada actualmente por el estándar 802.11n, dotando a Wi-Fi de una velocidad de transferencia de datos donde ya se habla de gigas por segundo. Pedro Martínez Busto, Director de Desarrollo de Negocio de HP Networking, advierte que “se lleva tiempo trabajando en las especificaciones del 802.11ac y las previsiones apuntan a que se podrá disponer de un estándar para 2013. En estos momentos todos los fabricantes contemplan en su agenda de lanzamientos sacar productos basados en el nuevo estándar a partir de su aprobación, algo que permitirá trabajar a las empresas de manera generalizada a velocidades superiores al Gbps”. Aún así, Pedro Martínez aclara que “la demanda de velocidad también puede ser cubierta con el estándar que actualmente tiene más tirón, el 802.11n, de hecho, este ofrece alternativas que dan capacidades altas y que no se despliegan masivamente a la espera de que llegue su oportunidad en el mercado. Casi todos los fabricantes contamos con soluciones basadas en 802.11n capaces de escalar más”. Coincide plenamente con esta idea Javier Gómez, Area Director Region Mediterráneo y Francia de Meru Networks, al indicar que “ya contamos con soluciones a 2 Gbps y soluciones pre-estándar, pero nos encontramos con que el mercado no es capaz de absorber estas propuestas al ritmo que nosotros esperamos”.


Sea cual sea la fecha en la que se comercialicen las soluciones basadas en el estándar 802.11ac, los ponentes encuentran que además de tener que amortizar propuestas ya existentes de 802.11n que todavía no se han vendido, existe otra piedra en el camino que está fuera de su control y que depende de los fabricantes de dispositivos móviles. Ángel Arias, Preventa de Aerohive, de Exclusive Networks, explica que “los fabricantes de equipos Wi-Fi nos movemos de modo similar en el mercado, pero poco importa lo que hagamos si los proveedores de chipsets no se lanzan a la piscina”. Carlos Vázquez, Director de Preventa de Aruba Networks, apuntala la declaración anterior señalando que “el problema no es tanto llevar el futuro estándar a los puntos de acceso sino a los dispositivos móviles y que el chipset de éstos lo acepte; hoy por hoy las baterías de los terminales no aguantan lo suficiente y los fabricantes de chipset deben de dar el primer paso para solucionar esto”.