El Capital Riesgo rebota e inicia la senda de la recuperación
14/06/2010

El valor de las transacciones de capital riesgo a nivel mundial creció un 59% en el primer trimestre  de 2010, comparado con el mismo periodo del año anterio

Madrid, 14 de junio de 2010- Mientras que 2009 fue un año desafiante para el private equity (PE) en todos los frentes, también ofreció una ventana a la flexibilidad de la industria para adaptarse a un entorno económico cambiante. Sin embargo, durante los primeros meses de 2010 está mostrando una actividad global de PE mucho más consistente y robusta, y los fondos están tratando de invertir y desinvertir en un entorno económico más estable, según se desprende del último informe sobre este sector emitido por Ernst &Young.
 
Según dicho informe: “2010 global private equity watch: New horizons emerge”, el capital riesgo ha reflejado una recuperación que comenzó ya en el tercer trimestre de 2009 y que ganó fortaleza al mismo tiempo que se han iban anunciando operaciones más importantes, hacia el final del año. Esta tendencia y su impulso se han mantenido en el primer trimestre  de 2010 con un crecimiento de las operaciones de capital riesgo a nivel mundial del 59%; esto es, un total de 358 operaciones por valor de 27.000 millones de dólares. En el mismo periodo del año anterior, las 415 operaciones supusieron un total de 17.000 millones de dólares.
 
El estudio de Ernst & Young también refleja que la diferencia entre el valor medio de una desinversión , -sin contar con las salidas a Bolsa- y una  adquisición es mucho mayor en periodos de mercado bajista y mucho menor, en momentos de mercado alcista. El pasado año, las firmas de capital riesgo pagaron de media 100 millones de dólares por adquisición, mientras que la desinversión llegó a los 321 millones, una diferencia de 221 millones, inferior a los 323 millones de 2008. La última vez que el valor medio de salida fue de 321 millones y el valor medio de inversión de 100 millones fue en el año 2001.
 
Para John Harley, líder de Private Equity en Ernst & Young Global, “las valoraciones están mejorando, las salidas a bolsa encuentran resistencia de los mercados, el apalancamiento financiero vuelve a algunos mercados y se están produciendo algunos secondary buyouts  de considerable nivel. Las firmas de capital riesgo están aprovechando la mejora de los mercados para hacer adquisiciones, impulsar el rendimiento de sus portfolios y salir de sus inversiones para  devolver fondos a sus limited partners (LP´s) y, así, poder afrontar nuevas rondas de fund-raising  en 2011. Las compañías siguen centrando su atención en el rendimiento de sus portfolios y  el cumplimiento de los covenants de la deuda. Además, el acceso al crédito comienza a mejorar, sobre todo en Estados Unidos. Los desafíos para este sector continúan en los próximos años, incluidos un panorama regulatorio y fiscal incierto, un entorno difícil para el fund-raising y una continua preocupación por los vencimientos de la deuda”.
 
A nivel global, el número de transacciones anunciadas de capital riesgo en 2009 cayó un 35% hasta las 1.612 operaciones y su valor disminuyó un 56% hasta los 95,5 billones de dólares.
 
Desinversiones de moda; la competencia por inversiones de calidad continúa
Mientras que el número de adquisiciones por parte de los fondos de capital riesgo va gradualmente en aumento, las desinversiones ganan fuerza después de un período de sequía que ha durado los últimos seis trimestres hasta el repunte observado en el tercer trimestre de 2009. A lo largo del primer trimestre de 2010 se anunciaron 104 operaciones en las que el vendedor era una entidad de PE, mientras que en el mismo periodo del 2009 fueron 78. Asimismo, en este período, 22 empresas participadas por PE salieron a Bolsa a nivel mundial, y, sin embargo, sólo una en el mismo periodo del año anterior.
 
“La competencia por participar en nuevas operaciones se intensificará tan pronto como las corporaciones entren de nuevo en el mercado bien vendiendo negocios que no responden a la estrategia o adquiriendo otros nuevos. Estamos viendo ejemplos de subastas tremendamente competitivas pero también situaciones donde las expectativas de precio de los vendedores -posiblemente animadas por el alza de los mercados durante 2009- exceden con mucho las expectativas de los compradores”, comenta Harley
 
Los mercados emergentes centro de atención de los PE
El informe de Ernst & Young también pone de manifiesto que los mercados emergentes, a los que la recesión económica ha afectado en menor medida, lideran la recuperación de la economía mundial y han visto aumentar su participación en la actividad del capital riesgo en estos últimos años. Así, durante la pasada década, las entidades de private equity invirtieron 7,3 billones de dólares en Brasil, 25,8 billones en China o 23,4 billones en la India.
 
En el 2000, las inversiones de estos fondos en las áreas geográficas mencionadas fueron de 183 millones de dólares, 80 millones y 1,1 billones de dólares, respectivamente. Y se espera que las cifras aumenten, debido a los fondos levantados entre 2003 y 2009, con un enfoque de inversión globalizado.
 
Según Harley, “los mercados emergentes tendrán una mayor participación del mercado de inversión de capital riesgo ya que, según los gestores de PE, la perspectiva de obtener mejores rendimientos en los países emergentes, en comparación con las economías desarrolladas, compensa con creces los riesgos derivados de la incertidumbre política, legal y estructural del mercado. Algunos se plantean la posibilidad de que las inversiones en mercados emergentes incluso conlleven menos riesgos que en los desarrollados, ya que muchos de los factores desestabilizadores que han dado lugar a la Gran Recesión no existen o no están tan presentes en estas economías.”
 
El panorama en 2010
A tenor de los datos del estudio, parece que las perspectivas para 2010 son alentadoras, con mayor actividad tanto de inversión como de desinversión. Es previsible que se anuncien y se finalicen más transacciones que en 2009 aunque con un volumen medio por operación menor que en años anteriores, y la mayoría de las transacciones estaría por debajo de los 2 billones de dólares.
 
Harley concluye: “Se espera mucha más competencia en las operaciones, puesto que la reducción en el tamaño medio brinda la oportunidad a un número mayor de fondos. Los mercados emergentes continuarán estando en el punto de mira y crecerá la inversión en la misma medida en que un mayor número de PE se sientan más confortables invirtiendo en esos países. Las compañías que tienen posibilidades de prosperar en este entorno económico complejo son las que analizan y aprovechan las oportunidades que brinda la inestabilidad económica actual. Son éstas las que se distinguen del resto y las que en los próximos años tendrán más poder para competir por obtener un capital que a buen seguro será más limitado”.
 
 
Sobre Ernst & Young
Ernst & Young es una Firma mundial líder en la prestación de servicios profesionales de auditoría, asesoramiento fiscal, financiero, transacciones y consultoría. Nuestros 144.000 profesionales comparten en todo el mundo una única escala de valores y un firme compromiso con la calidad. Ernst & Young marca la diferencia gracias a que contribuimos a afianzar el potencial de nuestra gente, nuestros clientes y otros grandes colectivos.
Para más información, le invitamos a visitar www.ey.com/es 
Ernst & Young es una organización mundial constituida por firmas miembros de Ernst & Young Global Limited, cada una de las cuales es una entidad legal independiente. Ernst & Young Global Limited, registrada en Reino Unido, es una sociedad limitada que no presta servicios a clientes.
La organización de Ernst & Young está dividida en cinco áreas geográficas y la firmas pueden ser miembros de las siguientes entidades: Ernst & Young Americas LLC, Ernst & Young EMEIA Limited, Ernst & Young Far East Area Limited and Ernst & Young Oceania Limited. Estas entidades no prestan servicios a clientes.
 
Para más información, contactar con:
Elena Molinero Alonso                                                                     Carlos López Abadía
Tel.: +34 915 725 154                                                                      Tel.: +34 915 725 164
Móvil: +34 686 402 659                                                                   Móvil: +34 618 088 728
ElenaMaria.MolineroAlonso@es.ey.com                                    Carlos.LopezAbadia@es.ey.com