Las empresas, entre la esperanza y las dudas por la letra pequeña
13/06/2012
Las compañías ven el rescate como una buena noticia, pero muestran su preocupación por no saber los detalles sobre las condiciones.

Fuente: www.cincodias.com 

Ante el rescate al sector financiero, CincoDías ha contactado con las principales empresas españolas para conocer su opinión. La mayoría ha optado por el silencio y se ha remitido a sus patronales, mientras que otras se han decantado por el off the record.

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, en una entrevista concedida a la Cadena SER, aseguró ayer que la línea de crédito a la banca infunde "más confianza" en España y da mayor tranquilidad, aunque subrayó que esta ayuda no impide seguir avanzando en las reformas económicas. En su opinión, España "está hoy ligeramente mejor que el viernes" y se ha dado una nueva oportunidad para reactivar el crédito. No obstante, recordó que la reactivación de la financiación no es automática y no se pueden hacer milagros "de un día para otro", ya que el nivel de endeudamiento en España es "importantísimo". "Milagros, ninguno; que mañana vaya a haber crédito para todo el mundo en las mismas condiciones de 2006 es mentira, es imposible".

El presidente de la organización de autónomos ATA, Lorenzo Amor, defendió que el rescate a la banca española es beneficioso, aunque indicó que el Gobierno debe vigilar que las entidades financieras rescatadas hagan lo necesario para que vuelva a fluir el crédito.

Energía

En la patronal Unesa califican la acción de "muy positiva", y la justifican porque refleja la firme decisión de la UE de sanear las situaciones de crisis y apoyar al euro. Además, "el que se haya conseguido un préstamo en esas condiciones es una buena noticia". Unesa indica que esta inyección a la banca hará que vuelva a generarse crédito. "Esto es importante para poder poner en marcha proyectos que generen puestos de trabajo". Fuentes de una compañía eléctrica confían en que pueda traducirse en una mejora del sector financiero y del flujo económico.

Construcción

El paradigma del crecimiento a crédito es el de las empresas de infraestructuras. Preocupan ahora la refinanciación de 5.000 millones de deuda soportada por autopistas sin ingresos y los préstamos contraídos para promoción inmobiliaria o adquirir participaciones en el sector energético. "A corto plazo no esperamos un relajamiento en la vigilancia de las agencias de calificación ni el desbloqueo de las refinanciaciones, aunque el rescate será positivo si estabiliza a la banca", citaba ayer un alto directivo del sector.

Sobre los objetivos de déficit, las empresas dan por descontado un grave recorte en los presupuestos de inversión para 2013 y 2014 en Fomento. A pesar de ello, en Seopan, patronal de las grandes constructoras, valoran positivamente el rescate por "relajar las presiones sobre el sector financiero y cerrar el debate en los medios y mercados sobre esta cuestión, que debía haberse realizado años atrás", dice el vicepresidente Julián Núñez. En Seopan añaden que la financiación de infraestructuras solo se reanimará si se ofrecen garantías de cobro a la banca que respaldó a las autopistas en crisis y se reducen los riesgos del capital privado en el negocio concesional. Jaime Lamo, presidente de la patronal de medianas constructoras ANCI, espera que el rescate inyecte confianza para que los fondos de infraestructuras "se animen a apostar más fuertemente por los grandes proyectos europeos".

Automoción

Rafael Prieto, máximo responsable del Grupo PSA Peugeot-Citroën, valora positivamente la decisión. "Para el sector del automóvil, esta medida debería poner un punto de inflexión a la tendencia de los últimos años, llevando a mejores resultados a los concesionarios y despejando la incertidumbre que frena fuertemente la demanda de empresas y particulares".

El director de finanzas de Mercedes-Benz, Juan Guerrero, considera que supondrá "un balón de oxígeno" que deberá aportar una mayor confianza de la marca España, lo que previsiblemente dará lugar a medio plazo a una mayor fluidez del crédito para particulares y pymes, y un incremento del consumo.

Entre los concesionarios, el presidente de Faconauto, Antonio Romero-Haupold, entiende que "está inyección de dinero traerá a medio plazo un mayor acceso al crédito". Juan Antonio Sánchez Torres, presidente de Ganvam, declara que "el objetivo último de este capital es el de sanear las entidades financieras, lo que a medio plazo podría suponer una mayor fluidez del crédito; no en vano, ocho de cada diez compras de coches nuevos en España se financian, así como tres de cada diez usados". Desde Anesdor, la patronal de las dos ruedas, Eduard Bigas, su presidente, resalta que "el rescate quizá pueda reactivar el crédito. Si eso ocurre, será positivo para el sector de la moto, pero habrá que esperar".

'Telecos'

Fuentes de Vodafone España ven bien las decisiones en el ámbito financiero en la medida en que pueden influir en la estabilidad de la economía española y europea, si bien advierten de que todavía es pronto para saber el impacto, añadiendo que aún tienen que conocerse todos los detalles de las medidas que se van a aprobar.

TIC

Jesús Banegas, presidente de Ametic, la patronal del sector TIC, indica que es una buena noticia, "porque partimos de dos hechos indiscutibles, que España está sobreendeudada y que tiene dificultades para recabar recursos extranjeros". Banegas resalta que haber logrado un préstamo a largo plazo y a un bajo tipo de interés es una magnífica noticia. "Esto debería tener una influencia positiva para que regrese la confianza de los mercados hacia España".

Alfred Escala, vicepresidente de servicios financieros de IBM para España, Portugal, Grecia e Israel (SPGI), expone que la banca española es un ejemplo mundial a seguir en diversos ámbitos, entre ellos el uso que hacen de la tecnología como palanca de eficiencia e innovación. "Una vez superada la coyuntura actual, el sector bancario español saldrá reforzado a nivel mundial".

Javier de Andrés, consejero delegado de Indra, apunta que el hecho es decisivo para la viabilidad y la recuperación de la confianza, "ambas condiciones indispensables para retomar el crecimiento. Siendo una decisión importante deberá ir acompañada de otra serie de medidas que garanticen la sostenibilidad a medio plazo de la economía española".

Auditoras

Francisco Uría, socio responsable de Sector Financiero de KPMG en España, dice que el apoyo financiero es una buena noticia y despeja buena parte de las incertidumbres que existían. "La situación debería mejorar a partir de ahora". Uría confía en que mejoren las condiciones de financiación para el conjunto de la economía española, como las Administraciones Públicas, el conjunto del sector financiero y las restantes empresas, "que se beneficiarán de la reducción de las incertidumbres".

Para Ernst & Young, el rescate tiene aspectos positivos y negativos. "Habrá dinero suficiente para las entidades que lo necesiten, pero en el lado negativo se encuentran las causas que han llevado a esta situación y el aumento de la deuda con respecto al PIB". En la firma creen que a medio y largo plazo la repercusión será positiva para el entramado empresarial, "aunque no a corto, pero en ningún caso será negativa. Las dudas están en las condiciones del préstamo. El tipo de interés parece que es bueno, pero la incógnita está en las otras condiciones".

Consultoras

Manuel Pimentel, presidente de la Asociación Española de Empresas de Consultoría (AEC), ve la situación "con cierta esperanza preocupada, si funciona será bueno". En concreto, matiza que hay "esperanza porque nos permitirá coger un poco de aire, y preocupación porque vamos a pagar una deuda con más deuda, y eso significa que vamos a tener que seguir trabajando mucho". Pimentel indica que la inyección de capital no va a llegar de forma directa a las empresas, pero va a generar confianza en los mercados, "y como la consultoría tiene mucha relación con la actividad económica, sí puede que se vea influida".

Cine

Pedro Pérez, presidente de Fapae, la federación de los productores audiovisuales, señala que el rescate es muy mala noticia. "Solo había otra peor y en los últimos días se ha saldado. Por lo tanto, toda la esperanza es que hemos pasado lo peor". A Pérez le preocupa el crédito nuevo. "Somos un sector muy regulado, en su cuantía económica no muy significativo, pero en la proyección de nuestra identidad y valores culturales deberíamos estar en cabeza de las prioridades".

Logística

Gonzalo Sanz, presidente de la patronal logística Uno, confiesa que lo ve con cierto optimismo y mucha esperanza.

El turismo confía en que fluya el crédito

Las principales patronales turísticas ven una derivada importante para la marca España en el hecho de que se rescate a la banca. Por un lado, "el sector del turismo tiene un grave problema de apalancamiento financiero", afirma Ramón Estalella, secretario general de la patronal hotelera Cehat. "Uno de los problemas a la hora de renegociar la deuda de las hoteleras era que los bancos la equiparaban con el sector inmobiliario y no querían financiar", detalla Estalella, haciendo hincapié en que "cada vez es más normal que el propietario del edificio que alberga el hotel no sea la misma persona que el gestor del negocio". Por lo tanto, "los créditos del gestor no se piden para el edificio sino para mejoras, modernización del hotel o para expansión de la cadena y no son hipotecas, pero los bancos no querían verlo". "Si desaparece el riesgo inmobiliario, el freno a la inversión en el sector hotelero empezará a retirarse, lo que conducirá a una dinamización en el sector", cuenta. Estalella no solo cree que se activará la hotelería, sino también servicios anexos como la consultoría estratégica o el gasto en promoción y marketing.

Por otro lado, Rafael Gallego, presidente de la Confederación Española de Agencias de Viajes y Touroperadores (Ceavyt), afirma que fortalece la imagen del país en Europa. "La incertidumbre no era buena. Esa situación ha provocado que el turismo alemán no quiera ir a Grecia, por ejemplo, y las reservas han caído allí un 30%, pese a que han eliminado las tasas aéreas y los precios de los hoteles han caído un 50%", apunta el responsable. Estalella confirma esta visión, "una parte de nuestros clientes internacionales nos van a ver con otros ojos", pero también asegura que "si hay dinamización, empieza a fluir el crédito y se recupera un poco la confianza, el turista nacional volverá a moverse. Este segmento se ha quedado paralizado", afirma el secretario de la Cehat.

Gallego señala la importancia de que resurja el crédito para un sector "compuesto en su mayoría por pymes que necesitan financiación para respaldar el funcionamiento".