Buffett prefiere IBM que Google o Apple
07/05/2012
El inversionista dice que no compraría acciones de ambas tecnológicas, pero no las vendería cortas; asegura a los accionistas de Berkshire Hathaway que la firma estará en buenas manos tras su partida.

 Fuente:  http://www.cnnexpansion.com   Fecha:  07.05.2012

Warren Buffett dijo que no compraría acciones de Apple ni Google, pero que no las vendería cortas y afirmó que International Business Machines (IBM) es una mejor inversión para su compañía, Berkshire Hathaway.

 "No me sorprendería ver que valen mucho más dinero en 10 años, pero no compraría ninguna de ellas", dijo Buffett sobre ambas tecnológicas en la reunión anual de accionistas de Berkshire en Omaha, Nebraska.

"Ciertamente tampoco las vendería", añadió.

En contraste, a fines de 2011 Berkshire tenía 11,750 millones de acciones de IBM, su segunda mayor tenencia mayoritaria de papeles.

"Las posibilidades de estar muy equivocados en IBM probablemente son menores, al menos para nosotros, que las posibilidades de estar muy equivocados en Google o en Apple", sostuvo.

La revelación de Buffett en noviembre de que había comprado acciones de IBM sorprendió a muchos inversores, dada su usual aversión a las acciones de empresas de tecnología.

Incluso en el informe anual de Berkshire, que enlista criterios para adquisiciones, Buffett dijo que prefiere "negocios simples (si hay mucha tecnología, no los entenderemos)".

Buffett controla la mayor parte de la cartera de inversiones de Berkshire.

Ha contratado a dos administradores de carteras, Todd Combs y Ted Weschler, para administrar algunas de las inversiones de Berkshire.       

El caso Walmart

Buffett también realizó una evaluación franca sobre un escándalo de sobornos que involucra a Walmart Stores, en la que Berkshire tenía invertidos 2,330 millones de dólares en acciones a fines del año pasado.

El mes pasado, el periódico The New York Times publicó que Walmart de México realizó una campaña de sobornos generalizada en ese país para ganar dominio del mercado y que altos ejecutivos de la empresa intentaron encubrir el hecho.

"Si lees el artículo del New York Times (...) pareciera que bien podrían haber cometido un error en el modo en que eso fue manejado", comentó Buffett, pero agregó que no cree que el tema "cambie la dinámica fundamental" sobre Walmart o su poder de generar ganancias".

Calma temores

Warren Buffett aseguró a los accionistas que la compañía estará en buenas manos tras su partida, un mensaje con el que trató de aliviar los miedos acerca del plan de sucesión para el fondo tras conocerse que sufre de cáncer de próstata.

Reveló, además, que recientemente intentó realizar una de las mayores adquisiciones de su carrera.

La pregunta de quién lo sucederá (actualmente de 81 años) como presidente ejecutivo ha estado en la mente de los accionistas por mucho tiempo y esa duda se volvió más apremiante después de que reveló el diagnóstico hace un mes.

Aunque el multimillonario lo calificó como "un evento realmente menor", el diagnóstico fue un recordatorio de que pese a todo su éxito como inversor y los elogios que recibe, él es mortal y será difícil reemplazarlo en la empresa que ha administrado desde 1965.

Eso hace que el futuro de Berkshire sea un punto central de las preguntas realizadas durante la reunión anual de la compañía.

"(Los candidatos a mi sucesión) traerán otros talentos (...) y se necesita (a alguien con) las capacidades para ser un director efectivo de riesgo. No vamos a tener a alguien con una especialización en artes a cargo de Berkshire", agregó.

Entre los posibles candidatos internos para suceder a Buffett en el cargo de presidente ejecutivo de Berkshire están Ajit Jain, quien dirige el negocio de seguros; Matthew Rose, director de la compañía ferroviaria Burlington Northern Santa Fe; y Greg Abel, quien está a cargo de la firma de la energética MidAmerican Energy.

Tony Nicely, director de la unidad de seguros automotrices Geico, ha sido considerado por mucho tiempo como candidato, pero tiene más de 60 años.

Buffett ha contratado además a dos gerentes de cartera, Todd Combs y Ted Weschler, para que manejen porciones de la cartera de inversión de Berkshire.

El empresario también reveló que recientemente consideró realizar una adquisición por más de 20,000 millones de dólares y que habría vendido algunas de las tenencias en acciones de Berkshire con las que quería quedarse para poder hacerlo.

Buffett no dio a conocer el nombre de la adquisición, pero una compra de esa magnitud habría sido cercana al tamaño de la mayor adquisición de Berkshire, la compra de la empresa de ferrocarriles Burlington Northern Santa Fe por 26,500 millones de dólares en 2010.

El evento anual se realiza un día después de que Berkshire informase que su ganancia del primer trimestre aumentó en más del doble, ya que su negocio de seguros se libró de las enormes pérdidas provocadas por desastres naturales en Australia, Japón y Nueva Zelanda el año anterior.

"En general todas nuestras compañías, excepto por las del negocio de construcción residencial (...) han mostrado buenas ganancias", comentó.

El año pasado, Berkshire inició un programa de recompra de acciones, pero no lo aplicó durante el primer trimestre. Buffett dijo que le acomodaría adquirir acciones a un precio de 1.1 veces su valor nominal, y quizás a un precio más alto.

Buffett dijo además que Berkshire podría comprar más periódicos. La empresa es dueña de Buffalo News y acaba de comprar el Omaha World-Herald, además es accionista desde hace mucho tiempo de Washington Post Co.