Directivos de pymes aprenden a saber cómo exportar a Japón y Corea
08/03/2012
La Unión Europea quiere que sus empresas estén presentes en las economías de Japón y Corea del Sur. A tal fin, dispone de dos programas de internacionalización empresarial, denominados Executive Training Programme (ETP) y Gateway, en el que pueden participar pymes de toda la UE, incluidas las españolas.

Fuente:  www.cincodias.com   Fecha: 08.03.2012

El requisito es que tengan al menos cinco empleados y una facturación anual de un millón de euros.

En Deloitte, firma encargada de desarrollarlos (hace la selección y acompaña a los candidatos a estos países, ofreciendo soporte desde sus sedes en Tokio y Seúl), resaltan la necesidad de estos programas para sortear las dificultades que presentan estos países para exportar. Fernando Huerta, socio de tecnología de Deloitte, señala barreras como "el idioma, el saber estar, la forma de hacer negocio, las leyes o el entendimiento del mercado y sus dinámicas".

ETP, cuyo plazo de solicitud acaba en mayo, ofrece la posibilidad de que los directivos de las empresas seleccionadas viajen a estos países para realizar cursos de introducción a su mercado y cultura, con una beca de la propia UE. El programa ofrece 2.200 euros al mes para el ejecutivo que vaya a Japón y 2.000 euros para quien viaje a Corea. Para el periodo 2012-2015 se prevé que vayan 45 directivos a Japón y 15 a Corea. Estos participarán en un curso de 45 semanas para sumergirse en la cultura y negocios del país elegido (tres semanas en Londres, 30 semanas en una universidad de estas naciones y 12 semanas de prácticas en empresas).

Aunque no hay límite de sectores, Huerta recomienda a las españolas ir a los que tienen más potencial, como textil, productos manufacturados, agroalimentario, moda y restauración, "ya que, por ejemplo, en telecomunicaciones son líderes allí, por lo que existe menos posibilidad de hacer negocio".

Según Huerta, estos mercados se basan en la confianza. "Así que ir acompañado de la UE ya te da unas credenciales. El problema es que la mayoría de las pymes españolas desconocen este programa, aunque todos los años siempre hay alguna seleccionada".