Dos nuevas empresas se unen como mecenas digitales al programa Andalucía Compromiso Digital
19/12/2011
Con Innopro y Sostel son ya diez las empresas sevillanas que colaboran con la Junta para difundir el uso de las TICs entre la población

Fuente:  www.asturi.as  Fecha: 19.12.2011

Su estudio prevé incremento de inversiones hispanas en los sectores de finanzas, telecom, entretenimiento, tecnología y energía

 

México continuará siendo para España uno de los destinos preferidos de las empresas en materia de inversiones, señalan analistas y lo ratifica un reciente estudio de PricewaterhouseCoopers (PwC).

Entre las razones para que el capital hispano se establezca en nuestro país está la grave crisis económica que atraviesa Europa y, sobre todo, que las oportunidades de inversión han crecido.

Otro factor que inclina la balanza a favor de México es que está en proceso la modernización del marco legal de participación público-privada (PPP) para infraestructuras y nuevos incentivos empresariales en logística, telcos, turismo y renovables, entre otros sectores.

España es el segundo inversor en un país que en 2010 recibió 17.726 millones de dólares en inversión extranjera directa (IED), la segunda mayor cifra tras Brasil.

El estudio elaborado por PwC México y el Consejo Mexicano de Comercio Exterior Inversión y Tecnología (Comce) mostró que además de la apuesta de las firmas hispanas por una mayor inversión en el mercado mexicano para los próximos meses, éste precisa mejorar en el corto plazo en diversos sectores.

En tanto que las áreas de negocio de preferencia son finanzas, telecomunicaciones, entretenimiento, salud, alta tecnología y energía, incluida la renovable (donde se abren grandes expectativas), sin descuidar el campo de las infraestructuras.

El análisis coincide con la última encuesta realizada a las grandes empresas españolas, que mostraba que México es, tras Brasil, el destino favorito de la inversión hispana y lo será por los próximos años.

El documento, realizado a partir de la primera encuesta a CEO de empresas españolas en el país, destaca que la inversión española contribuye a desarrollar mercado y valor en el tejido económico nacional, a diferencia de otras inversiones que sólo se interesan por la mano de obra barata como complemento a las cadenas productivas en su país, lo que produce un efecto multiplicador mayor de esa inversión.

Las conclusiones del análisis también señalan que la perseverancia y temporalidad de las inversiones españolas es a mucho mayor plazo que las de las firmas de otros países, ya que en la mayoría de los casos son inversiones que llegan para quedarse, no flujos especulativos.

Y que aportan grandes dosis de innovación y transferencia tecnológica que dan respaldo al desarrollo de la economía y el mercado del país, lo que redunda en su mejor aceptación en México.