De Guindos dice que la Seguridad Social puede tener "problemas" en dos años
14/10/2010

 Fuente:  www.europapress.es    Fecha:  14.10.2010

 El director del Centro de Investigación Financiera del IE Business School y PwC, Luis de Guindos, ha vinculado la sostenibilidad de la Seguridad Social a que la economía española inicie la creación de empleo neto en los próximos dos años, al tiempo que ha abogado por acometer reformas "graduales e ineludibles" para garantizar el sistema público de pensiones.

   "En 1996 la Seguridad Social estaba quebrada por el paro. (...)Si en España no se genera empleo (neto) en los próximos dos años, nos encontraremos con un problema que puede ser muy intenso", ha explicado De Guindos en declaraciones a Telemadrid recogidas por Europa Press.

    Aún así, el ex secretario de Estado de Economía en la última legislatura del Gobierno de Aznar ha asegurado que el sistema de pensiones en España es "sólido", aunque ha insistido en que éste requiere "reformas ineludibles" ante el cambio demográfico y la pérdida de dos millones de afiliados por la crisis.

   "Hay que hacer reformas sin ninguna duda. Es una actuación ineludible para garantizar las pensiones en 10 ó 15 años", ha apostillado De Guindos, quien ha acusado al Gobierno de "echar por la borda" el Pacto de Toledo y "aislar" al PP con la negativa del líder del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, de dar marcha atrás a la congelación de las pensiones en 2011.

   Sobre la reforma laboral, el ex secretario de Estado ha admitido que "todavía es pronto" para analizar sus efectos, si bien ha alertado de que en un año se certificará que esta medida es "incorrecta", pues, a su juicio, no abarca elementos "fundamentales" como la negociación colectiva.

   "Es una reforma que va a seguir generando paro", ha considerado, para agregar más tarde que la reforma del mercado de trabajo no servirá para generar confianza.  

ZAPATERO, SIN CREDIBILIDAD.

   En este sentido, ha reprochado a Zapatero el "cambio de discurso" desde el pasado mes de mayo, con el plan de ajuste adicional, ya que no hará más que lastrar la confianza sobre España. "Ahí está el problema del presidente del Gobierno, que no ha generado suficiente confianza ni credibilidad en su cambio de discurso", ha explicado.

   Por último, De Guindos también se ha referido a la restricción crediticia, lo que ha achacado a los préstamos inmobiliarios de la banca, en torno a los 350.000 millones de euros: "Hasta que no se reconozca que esos activos han perdido valor es muy difícil que vuelva a fluir el crédito".