IBM destinará 738 millones de euros a combatir la crisis energética de los centros de proceso de datos
13/05/2007
La iniciativa, denominada "Proyecto Big Green", está dirigida a empresas en las que el incremento del gasto energético de su centro de proceso de datos está limitando su crecimiento.

IBM presenta nuevos productos y servicios y forma un "equipo verde" con más de 850 expertos en eficiencia energética a nivel mundial.

Nueva York (EE.UU), 10 de mayo de 2007.- IBM (NYSE: IBM) ha anunciado que dedicará 1.000 millones de dólares anuales (738 millones de euros) a nivel mundial para transformar el nivel de eficiencia energética de las tecnologías de la información utilizadas tanto por sus clientes, como por la propia Compañía. El plan incluye el lanzamiento de nuevos productos y servicios que reducirán drásticamente el consumo energético y transformarán las infraestructuras tecnológicas de sus clientes en centros de proceso de datos "verdes".

Esto proporcionará ahorros significativos que, para un centro de proceso de datos (CPD) de unos 2.300 metros cuadrados, podría suponer una reducción del 42% de la energía consumida. En el caso de IBM, la aplicación de estas iniciativas de eficiencia permitirá a la Compañía doblar la capacidad de proceso de sus centros de datos en los próximos 3 años sin que esto conlleve aumentar el consumo de energía o el espacio de cada centro1. IBM, que cuenta con centros de proceso de datos en todos los continentes que suman un total de de 740.000 metros cuadrados, espera que esta iniciativa le permita ahorrar más de 5.000 millones de kilovatios/hora de energía al año.

La iniciativa de IBM, llamada "Proyecto Big Green", está dirigida a aquellas empresas que tengan centros de proceso de datos en los que el incremento del gasto energético está limitando su crecimiento. En este proyecto trabajará un "equipo verde" internacional formado por más de 850 arquitectos tecnológicos de IBM especializados en eficiencia energética. Según IDC, actualmente cada dólar invertido en hardware equivale a un consumo de energía de unos 50 centavos de dólar. En los próximos cuatro años esta cifra aumentará entre un 54% y un 71% 2.

Nuevas soluciones

En este nuevo proyecto, IBM empleará tanto el conocimiento de sus expertos como tecnologías innovadoras para mejorar notablemente la eficiencia energética de las instalaciones de sus clientes. El plan incluye cinco pasos:

1. Diagnosticar: evaluar las instalaciones existentes y realizar un proyecto de consultoría energética utilizando modelos virtuales en 3D para hacer un análisis térmico y de la gestión de la energía. Para realizar este diagnóstico IBM cuenta con:

• Un servicio de consultoría para la eficiencia energética de CPDs que utiliza un nuevo estándar para medir el nivel de eficiencia de cada centro y preparar un plan de acción.

• La tecnología Mobile Measurement que mide la distribución de la temperatura en los centros de datos en 3D recogiendo datos térmicos con una velocidad y exactitud sin precedentes.

• Un servicio de análisis térmico para instalaciones de hardware de alta densidad que resuelve e identifica problemas potenciales relacionados con el calor.

• La utilización de mundos virtuales para analizar la gestión de la energía de los CPDs.

2. Construir: crear o remodelar un centro de datos ya existente para que la energía se utilice de forma eficiente. IBM anuncia hoy las siguientes soluciones:

• Un servicio que ayuda a los clientes a mejorar el flujo de aire que circula bajo el suelo del centro de datos y reducir los costes de cableado.

• La solución IBM Scalable Modular Data Center formada por un centro de datos modular (de 50 ó 100 metros cuadrados) que se puede poner en marcha en un plazo de 8 a 12 semanas y tiene un coste un 15% inferior a la construcción de un CPD tradicional.

• Servicio para diseñar instalaciones "verdes" que integren todos los subsistemas del edificio para que operen en un único entorno seguro, eficiente y que respete el medio ambiente.

• Un servicio que permite a los clientes tener de forma gratuita una visión on line de la eficiencia energética de su CPD.

3. Virtualizar: implantar una infraestructura tecnológica virtualizada que utilice procesadores especiales para mejorar el rendimiento y reducir el consumo energético. En esta fase IBM ofrece:

1. Sus tecnologías de virtualización que permiten a los clientes consolidar las cargas de trabajo en menos ordenadores, e incrementar la utilización de los mismos y reducir significativamente los costes de energía y mantenimiento.

2. Las aplicaciones SOA de WebSphere DataPower que pueden gestionar cargas de trabajo XML y servicios web hasta 72 veces más rápido que los sistemas basados en servidores.

3. IBM Cell Broadband Engine puede ofrecer un extraordinario rendimiento en comparación con los procesadores convencionales a la hora de analizar datos.

4. Gestionar: utilizar software para la de gestión de la energía del CPD que puede reducir hasta en un 80% el consumo de los servidores, poniéndolos automáticamente en modo de espera cuando no se necesiten.

• Un nuevo software de Tivoli que monitoriza el consumo de energía del CPD permitiendo a la empresa conocer del total cuál es el consumo realizado por cada departamento.

• El software PowerExecutive, uno de los componentes de la cartera IBM Systems Director, estará ahora disponible para todos los sistemas y almacenamiento de IBM. Proporciona una visión de la energía que se consume y puede asignar y ajustar energía y límites térmicos del centro de datos a nivel de sistema, chasis o rack. La tecnología también permite que los sistemas respondan automáticamente a las bajadas de potencia y cortes de electricidad.

5. Refrigerar: utilizar soluciones de refrigeración, dentro y fuera de los centros de datos. IBM anuncia hoy las siguientes soluciones de refrigeración:

• La solución IBM Data Center Stored Cooling que se instala fuera del centro de datos y utiliza un líquido sintético para enfriar las máquinas refrigeradoras que regulan las unidades de aire acondicionado.

• Las "puertas de refrigeración" Heat eXchanger, patentadas por IBM, que reducen la salida de calor de los servidores de los centros de datos en hasta un 60%.