Indra reina en Oriente Medio: gana contratos por más de 100 millones
26/04/2011
Indra ha protagonizado en los últimos meses una ofensiva comercial en Oriente Medio sin parangón en su reciente historia. De esa forma, en los últimos meses, la compañía española de tecnologías de la información se ha adjudicado contratos en aquella zona por valor de más de 100 millones de euros.

Fuente:  www.eleconomista.es   Fecha:  26.04.2011

El último de ellos consiste en el proyecto para implantar sistemas de vigilancia radar y de gestión de tráfico aéreo en Jordania, por importe de 4 millones de euros.

Semanas atrás, la multinacional que preside Javier Monzón había hecho suyos otros proyectos similares en Omán (valorado en 85 millones) y Kuwait (dotado con 20 millones), que se suman a los ya gestionados en la zona, como es el caso de la puesta en marcha de un sistema de gestión en una planta de ciclo combinado en Arabia Saudí del consorcio árabe-japonés Rawec; otro gran proyecto para el Ministerio de Electricidad y Agua de Bahreim o diversos trabajos tecnológicos en Emirato Árabes, en colabo- ración con el Gobierno de Abu Dhabi.

Evitará conflictos en las rutas

En el caso de Jordania, uno de los principales destinos turísticos en la Península Arábiga, Indra implantará un sistema radar secundario, con el que se mejorará el control del espacio aéreo. Entre otras ventajas, el sistema será capaz de "detectar potenciales conflictos entre las rutas de las aeronaves con la suficiente antelación para permitir al operador tomar una decisión alternativa, por lo que se eleva la seguridad y se reducen los retrasos que suelen producir estas situaciones", explican fuentes de Indra.

Asimismo, el desarrollo de esta tecnología made in Spain permitirá conocer con exactitud "los datos de posición e identificación de las aeronaves", así como "mejorar el empleo que se podrá hacer del espacio aéreo". De la misma forma, Indra equipará el Centro de Control de Ruta y Aproximación de Aman con el sistema de automatización de gestión del tráfico aéreo.

Las mismas fuentes reconocen que la "tecnología combina la información de los sistemas radar con la de los planes de vuelo, para ofrecer a los controladores una imagen exacta de lo que ocurre en la zona asignada para su gestión".