Los juniors de PwC, Deloitte y KMPG irrumpen en el Turismo
30/01/2013
Las ‘big 4’ del ranking de auditoría siempre han estado presentes en el sector turístico, pero con la caída del negocio financiero, en los últimos tiempos, se ha acentuado el número de empresas que vienen recibiendo a personal de PwC, Deloitte, KMPG o Ernst & Young, según han asegurado a preferente.com fuentes de varios ámbitos. [...]

Fuente:  http://www.noticias.travel

Las ‘big 4’ del ranking de auditoría siempre han estado presentes en el sector turístico, pero con la caída del negocio financiero, en los últimos tiempos, se ha acentuado el número de empresas que vienen recibiendo a personal de PwC, Deloitte, KMPG o Ernst & Young, según han asegurado a preferente.com fuentes de varios ámbitos.

Las hoteleras han sido históricamente auditadas por algunas de estas empresas, principalmente por Deloitte, cuyo prestigio quedó en evidencia con el escándalo de Bankia, mientras Ernst & Young ha sido la auditora de firmas como Orizonia o Globalia, esta última ahora mucho más ligada para otros menesteres a PwC.

Pero con la crisis, las conocidas como ‘big 4’ han tratado de potenciar su negocio con empresas turísticas, ofertando otros servicios adicionales a la auditoría, como el M&A (fusiones y compras) y la consultoría, para lo cual han destinado a varias de sus empresas a su personal más joven.

Fuentes de la industria hotelera y de grupos emisores han coincidido en revelar a este digital que “en la base de estas firmas hay personal muy barato, recién salidos de universidades privadas, como ICADE, Cunef o el CEU, que son los que desarrollan el trabajo”.

“Salen de la universidades y los reclutan para la auditoria, que es el negocio principal de las consultoras, porque es dinero recurrente, ya que siempre han de hacer auditoria una al año”, explican, pero contraponen que “en estas casas no hay expertise sectorial. Es gente que tiene experiencia en auditar, por ejemplo Deloitte, que audita a muchas hoteleras, pero para ofrecer un servicio de consultoría y de M&A desembarcan en una empresa unos 15 o 20 juniors, que necesitan unos meses para ponerse al día de cómo funciona el sector, como poner en valor la venta, o lo que hace la firma”.

Otra fuente testigo de estas situaciones agregan que ello “crea tensión en las empresas, porque les tienes que explicar todo desde cero. Y hay que cuidar mucho la confidencialidad, porque una gran operación puede suponer muchos despidos. Además, con el tiempo dedicado a la formación, se queda con la sensación de quién debería pagar a quién”.

El efecto de que sean los juniors quienes desembarquen en las empresas tiene como consecuencia, según una fuente del negocio hotelero, que “bajan los precios a unos niveles que es imposible dar calidad”, al tiempo que no tiene reparos en referirse a esta práctica como un cierto “intrusismo”.

Sin embargo, los honorarios que una de las ‘big 4’ va a llevarse por una de las operaciones de más renombre y algo precipitada ha llamado la atención por su elevado monto, de acuerdo con quienes han tenido acceso a estas cifras.

En la industria emisora, cabe recordar que Deloitte es la auditora de Viajes El Corte Inglés y Viajes Carrefour; KMPG la de Kuoni España; Ernst & Young de Catai, además de las citadas Globalia y Orizonia, mientras que PwC es la de Nautalia y Pullmantur, según los datos a los que ha tenido acceso este digital.