PwC prevé una ola de fusiones y adquisiciones en las bolsas en los próximos cinco años
16/09/2011
En el caso de las bolsas europeas, no es tan evidente que se produzca una absorción de las más pequeñas por parte de las de mayores dimensiones

Fuente:  www.empresaexterior.com  Fecha:  16.09.2011

En el caso de las bolsas europeas, no es tan evidente que se produzca una absorción de las más pequeñas por parte de las de mayores dimensiones 

El estudio presentado por PwC se denomina 'Trading blocs- What next for the stock exchanges?.

La situación económica actual no sólo está afectando a las bolsas mundiales por los sucesivos vaivenes en los valores de las compañías cotizadas, sino que también está teniendo afecciones sobre las propias bolsas que, afectadas por una falta de liquidez, se están viendo obligadas a un proceso de consolidación y a protagonizar fusiones y adquisiciones para poder incrementar su cuota de mercado y mantener los márgenes.

Según el estudio 'Trading blocs- What next for the stock exchanges?' de PwC, precisamente, las fusiones y adquisiciones serán las protagonistas de las bolsas durante los cinco próximos años, sobre todo, por parte de los países emergentes que buscarán oportunidades más allá de sus territorios.

El crecimiento que están experimentando esas economías emergentes y los flujos de capital asociados están llevando a cabo un cambio profundo en la estructura del sector a nivel global, de acuerdo con los datos del informe en el que se manifiesta que zonas como Asia o Latinoamérica tienen la ventaja de encontrarse en las zonas con mayores porcentajes de crecimiento económico.

De hecho, en Hong Kong y otras bolsas asiáticas se ha incrementado el número de productos de doble cotización de compañías occidentales, que están interesadas en acceder a regiones en las que se dispone de mayor potencial. Es el caso de la región Asia-Pacífico en la que se ha experimentado un crecimiento en el valor de las operaciones bursátiles en los últimos diez años, produciéndose un aumento del 20% en ese período frente al descenso del 14% y del 6% de América y la región EMEA, respectivamente.

En el caso de Occidente, durante los años 2007 y 2009 ya se produjo una consolidación mediante acuerdos como, por ejemplo, la adquisición de la Bolsa de Italia por parte de la Bolsa de Londres por valor de más de 2.600 millones de dólares o la compra de la holandesa Euronex por la neoyorkina NYSE por más de 10.000 millones de dólares.

Unas operaciones a las que, de forma paralela, se sumaron la entrada de nuevos competidores de bajo coste que fue favorecida por reguladores europeos y estadounidenses como Chi-X o BAT Global Markets, que han logrado cuotas de mercado del 20% en Europa y van a fusionarse, o Direct Edge.

A pesar de esta oleada de fusiones y adquisiciones, el estudio refleja que no es tan evidente que en el caso de las bolsas europeas se produzca una absorción de las más pequeñas por parte de las de mayor tamaño, si bien sí es más latente que la viabilidad de las pequeñas bolsas europeas dependerá de que un actor especializado promueva los intereses de parqués de pequeña capitalización o de la adquisición por parte de un grupo más grande.

Entre las bolsas que quedan todavía fuera de control de los conglomerados internacionales, el informe cita a la Bolsa de Madrid, que con una capitalización de mercado de 2.600 millones de dólares, es la mayor bolsa europea que sigue llevando sus propias riendas.

Entre las bolsas que quedan todavía fuera de control de los conglomerados internacionales, el informe cita a la Bolsa de Madrid, que con una capitalización de mercado de 2.600 millones de dólares, es la mayor bolsa europea que sigue llevando sus propias riendas