Royal Dutch Shell y T-Systems firman un contrato de mil millones de euros para los próximos cinco años
31/03/2008
El mayor de la filial de servicios para empresas de Deutsche Telekom

La Haya, Holanda / Frankfurt-Main, Alemania, marzo 31, 2008

La filial de servicios para empresas de Deutsche Telekom, T-Systems, se ha hecho con el hosting global y la sección de almacenamiento de un contrato revolucionario y multisourcing, valorado aproximadamente en mil millones de euros, con el grupo multinacional del petróleo Royal Dutch Shell. Este acuerdo, uno de los mayores contratos comerciales firmados hasta la fecha, es parte de un programa más amplio de infraestructura de TI que aportará un ahorro de costes significativo a Shell a lo largo de cinco años, y al mismo tiempo confirmará a T-Systems como proveedor líder en materia de tecnologías de la información y de la comunicación (TIC) en torno a redes para el panorama empresarial europeo.

Durante los cinco años de validez inicial del contrato, T-Systems se hará cargo de la infraestructura y los profesionales informáticos de los centros de datos globales de Shell, incluyendo los tres centros de Holanda, uno en Estados Unidos y uno en Malasia. Más allá del modelo de outsourcing tradicional, Shell estaba buscando tecnologías emergentes y transformacionales de última generación, y se decidió por la innovadora plataforma de servicios dinámicos de T-Systems, que acogerá la mayor parte de sus servicios globales SAP. Esta solución única adapta de manera dinámica capacidades TIC como el ancho de banda y el almacenamiento de datos a los procesos de negocio de los clientes, potenciando así la eficiencia y reduciendo costes.

"Estamos encantados de que Shell haya recompensado nuestro compromiso sobre sus necesidades informáticas a nivel global con el mayor contrato del mercado actual. Con ello estamos desarrollando nuestro negocio internacional al mismo tiempo que ganamos la confianza de la corporación más grande de Europa", afirma Reinhard Clemens, miembro de la junta directiva de Deutsche Telekom y consejero delegado de T-Systems.

La compañía energética y petroquímica estaba buscando una cooperación innovadora y una ventaja competitiva, que obtendrá ahora de la dedicación del gran equipo de suministro global de T-Systems, en todos sus emplazamientos clave, para asegurar un entorno de TI estable y robusto las 24 horas del día.

"Shell nos dijo que quería agilidad e innovación. Para nosotros la complejidad de su entorno, con más de 7.400 servidores de aplicaciones, constituye un reto fascinante para demostrar nuestra flexibilidad al servir a Shell en más de 100 países. Esto sí que es suministro global", declara Clemens.

El acuerdo valida tanto el enfoque de T-Systems en favor de soluciones TIC en torno a redes, como su compromiso de expandirse a nivel internacional. La filial de Deutsche Telekom aspira a convertirse en el proveedor líder en materia TIC para las grandes empresas e instituciones públicas en Europa al mismo tiempo que desarrolla sus actividades en todo el mundo. Para afrontar mejor las necesidades globales de suministro de Shell, T-Systems trasladará su sede central en Estados Unidos a Houston. También convertirá Malasia en un centro para gestión de servicio, y transformará el centro de datos local en su bisagra operativa para la región de Asia-Pacífico. T-Systems tendrá el placer de acoger en sus filas aproximadamente a unos 900 especialistas de Shell altamente cualificados, impulsando sus trayectorias profesionales como informáticos en un mundo dominado por las TIC.

El contrato acentuará aún más el perfil de T-Systems Holanda dentro de la familia T-Systems, pues la gestión de los clientes principales se establecerá en La Haya. Este acuerdo es un nuevo logro entres varios grandes contratos de outsourcing de TI que ha conseguido la compañía. Recientemente, T-Systems asumió la responsabilidad de parte de la infraestructura de TI de Centrica, una empresa energética integrada del Reino Unido.

Encontrará más información en: www.t-systems.es/shell