La tecnología, un quebradero de cabeza para los responsables y líderes TI de las grandes empresas, según Capgemini y HP
18/04/2011
La consultora tecnológica Capgemini ha publicado junto a HP su primer informe anual sobre la utilización de aplicaciones en empresas a nivel mundial. El estudio, que viene a demostrar que millones de aplicaciones en compañías europeas y americanas están obsoletas y ya no agregan valor, pone también de relieve la necesidad urgente de renovar o retirar las aplicaciones cuando suponen un gasto de recursos necesarios para impulsar la innovación.

Fuente: www.rrhhpress.com   Fecha:  18.04.2011

El informe, basado en entrevistas con CIOs y líderes de TI de empresas de Estados Unidos y Europa, señala, entre otros aspectos, la necesidad de racionalización de la cartera de aplicaciones tecnológicas en el 85% de los casos.

 

Además, casi el 60% de las empresas afirman soportar actualmente ‘más’ o ‘muchas más’ aplicaciones que las que son realmente necesarias para manejar su negocio, y solo el 4% afirma que cada sistema TI que utiliza es considerado como crítico para el negocio.

 

Por otra parte, la mitad de los directivos consultados apunta a que el 50% de su cartera de aplicaciones debe ser retirada, y el 61% asegura mantener todos los datos más allá de su fecha de caducidad “por si acaso”.

 

El estudio también confirma que el 56% de las grandes compañías cuenta con la mitad o más de sus aplicaciones diseñadas a medida, lo que aumenta la complejidad técnica de las plataformas y las tecnologías necesarias.

 

Por último, solo el 13% de los participantes en el estudio asegura que el desarrollo de sus aplicaciones y equipos de mantenimiento están alineados. La mitad (48%) dicen que sus equipos están en sintonía únicamente el 50% del tiempo o incluso menos.

 

Actividad cada vez más crítica

 

La gestión de aplicaciones es una actividad cada vez más crítica para las empresas, ya que el frágil estado de la economía mundial continúa ocasionando altos costes de eficiencia en la agenda de los altos directivos. A través de la modernización creativa de la cartera de aplicaciones se pueden optimizar las TI al mismo tiempo que se permiten obtener los fondos adicionales necesarios para apoyar la innovación de la compañía.

 

El gran número de aplicaciones -hasta 10.000 para las empresas internacionales-, junto con el crecimiento estimado del volumen de datos manejado por las compañías, estimado en un 5% mensual, demuestra que la gestión de aplicaciones empieza a convertirse en un asunto de verdadera importancia. Además, mientras las empresas empiezan a migrar sus aplicaciones a la nube se acelera considerablemente la necesidad de retirar las aplicaciones obsoletas de forma sistemática y administrarlas adecuadamente.

 

Barreras para la gestión efectiva de una aplicación

 

El informe también pone de manifiesto las numerosas barreras con que se encuentra la gestión efectiva de una aplicación. En este sentido, los CIOs destacan como una de las barreras principales el coste de los proyectos de retirada. Otras son la falta de un ROI inmediato, la resistencia cultural al cambio, las diferencias regionales, la falta de desarrolladores calificados para migrar los datos de la aplicación retirada y, lo más importante, que las solicitudes de retirada de aplicaciones no se consideran una prioridad.