Famosos y redes sociales. Que no te ocurra lo que a ellos
10/09/2012
La Oficina de Seguridad del Internauta (OSI) del Instituto Nacional de Tecnologías de la Comunicación (INTECO), empresa pública adscrita al Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, ha publicado esta semana una serie de medidas para evitar convertirse en víctima de hackers, como les ha sucedido a algunos personajes famosos.

Fuente:  http://www.rrhhpress.com  Fecha: 10.9.2012

Según la OSI, “los delincuentes informáticos no solo tienen como objetivo atacar empresas, sitios gubernamentales u obtener datos personales, en su radar también figuran las celebridades, especialmente aquellas que gozan de un alto nivel de popularidad”. Ello ha dado como resultado que distintas cuentas de la red social Twitter, correos electrónicos y dispositivos móviles de personas famosas hayan sido vulneradas y expuestas al mundo.

Las técnicas que se utilizan para atacar a las celebridades son las mismas que para cualquier usuario. Principalmente, los asaltantes utilizan técnicas de ingeniería social -definida por la OSI como “técnicas basadas en engaños que se emplean para dirigir la conducta de una persona u obtener información sensible"-, aprovechando simultáneamente algún agujero de seguridad en las aplicaciones que utilizan los famosos, aunque en otras ocasiones, el usar una contraseña débil para acceder al servicio es lo único que necesita el delincuente para hacerse con el control.

Para reforzar la seguridad de los usuarios, la OSI propone las siguientes medidas:

Mantener el equipo actualizado con los últimos parches tanto para el sistema operativo como las aplicaciones. Utilizar un antivirus y cortafuegos, válido también para smartphones y tabletas.
Utilizar contraseñas robustas para acceder a los servicios: webmail, redes sociales, etc.
Desconfíar de correos electrónicos que lleguen de remitentes desconocidos con enlaces o archivos adjuntos. Utilizar el antivirus para analizarlos. Tomar también de los recibidos de remitentes conocidos, podrían estar también infectados.
Como siempre, usar el sentido común y no hacer clic en cualquier cosa que veamos en webs, redes sociales o mensajería instantánea.