La Presidencia española de la UE se compromete a impulsar el mapa europeo de infraestructuras de investigación
24/03/2010
Las grandes infraestructuras de investigación son fundamentales para abordar desde la ciencia y la tecnología los retos sociales y económicos que afronta la sociedad europea del siglo XXI”.

Fuente: http://www.cibersur.com  Fecha: 24.03.2010

Así lo ha indicado la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, en la inauguración de la sexta edición de la Conferencia Europea de Grandes Infraestructuras (ECRI-2010), que se celebra en Barcelona.
Garmendia ha apostado así por un mapa europeo de infraestructuras eficaz, diseñado racionalmente con criterios de excelencia y equilibrio territorial, que sirva para luchar contra desafíos como el envejecimiento de la población y sus enfermedades, la seguridad alimentaria, las fuentes alternativas de energía o la lucha contra el cambio climático.

La titular de Ciencia e Innovación ha señalado que estas grandes infraestructuras científicas —como el ayer inaugurado Sincrotrón ALBA- están llamadas a convertirse en “símbolos de una época”. Constituyen además, según ha explicado, un exigente mercado para la denominada “industria de la ciencia”: un conjunto de sectores innovadores, generadores de empleo y riqueza con un importante papel en la recuperación y crecimiento económico.

“Son mucho más que instrumentos singulares, costosos y sofisticados”, sino también el “fruto de un esfuerzo colectivo”, ha añadido la ministra de Ciencia e Innovación, quien ha incidido en la importancia de compartir con la ciudadanía la relevancia de estas apuestas, particularmente en el entorno local en el que están ubicadas, avanzando así en la “apropiación social” de las grandes infraestructuras científicas.

Las grandes infraestructuras, vertebradoras de la ciencia europea

En la actualidad hay más de 600 grandes infraestructuras de investigación operando en la Unión Europea, con un presupuesto medio anual que asciende a unos 7.600 millones de euros. Sólo en España, el despliegue del mapa Instalaciones Científico-Tecnológicas Singulares, que el Gobierno de España y los gobiernos autonómicos están impulsando conjuntamente y que hasta la fecha incluye 25 infraestructuras, supondrá una inversión total de 3.800 millones de euros hasta el año 2025.

Las infraestructuras de investigación constituyen la columna vertebral del ERA y son claves para construir una verdadera política de ciencia e innovación compartida. Suponen además un motor del desarrollo económico de los países involucrados en su construcción, favoreciendo la creación de economías más competitivas e impulsando la recuperación económica en momentos de crisis como dinamizadores de la economía.