El apagón analógico enciende el mercado tecnológico tras más de dos años de caídas
19/05/2010
El mercado tecnológico español cerró el primer trimestre de 2010 con resultados interanuales positivos por primera vez tras más de dos años en continuo descenso. Con una facturación de 4.796 millones de euros, el sector tecnológico creció +2,9% en valor respecto del mismo trimestre de 2009, según se extrae del informe GfK TEMAX® publicado ayer.

Fuente:  www.mkm-pi.com   Fecha:   19.05.2010

Las ventas de electrónica de consumo, que en el primer trimestre alcanzaron los 1.297 millones de euros, son las que aportaron una mayor proporción de la facturación total del sector, un 16,5%. El apagón analógico ha sido el principal motor de los buenos resultados junto con el anuncio del próximo incremento del IVA.

En este primer trimestre, otros segmentos que crecen en comparación con el mismo periodo del año anterior son los de pequeños electrodomésticos (+11%), línea blanca (+4,8%) y fotografía (+2,7%), mientras que registran descensos las telecomunicaciones (-10,8%), las tecnologías de información (-3,9%) y los equipos de oficina y consumibles (-2,4%).

Esta es la primera vez que se registra una tendencia positiva desde la introducción en España del Índice del Mercado Técnico GfK TEMAX,® el cual es elaborado cada tres meses desde febrero de 2009 a partir de datos recogidos en más de 190.000 establecimientos de 34 países por el panel detallista de GfK, experto mundial en investigación de mercados.

La electrónica de consumo entra de lleno en la era digital

“Ante el fin de las emisiones de televisión analógica el 4 de abril, los consumidores españoles se lanzaron a la compra de sintonizadores TDT o nuevos televisores con sintonizador integrado, promoviendo un crecimiento de dos dígitos en un segmento dominado por la imagen como es el de la electrónica de consumo”, explica Antonio de Santa Ana, director del estudio y responsable de Retail Services de GfK Retail & Technology España.

Las estrellas de este segmento fueron los televisores LCD, que consolidaron su predominio al tiempo que se incrementó la demanda de equipos con altas prestaciones como capacidad Full HD, tecnología LED, puntos de acceso a Internet y múltiples interfaces USB y HDMI. “También se constató una mayor demanda de aparatos de pantalla inferior a 23 pulgadas, lo que sugiere que cumplen una función de ‘segunda tele’ dada la elevada penetración de los televisores de pantalla plana en el hogar”, añade el experto de GfK.

Los brillantes resultados de la TV contrastan con las caídas de dos dígitos en equipos de sonido y productos para el automóvil. La renovación de navegadores y reproductores MP3/MP4 se ha visto aplazada por el contexto económico y la madurez del mercado, y esto a pesar de las nuevas funciones de gaming y conectividad de los reproductores.

En el hogar, los electrodomésticos inician bien el año

Con una facturación de 375 millones de euros y un crecimiento interanual de 11%, el pequeño electrodoméstico desafía los datos macroeconómicos del primer trimestre, en que el PIB creció un tímido +0,1% y el paro alcanzó al 20% de la población activa.

Las cafeteras de espresso-cápsulas y filtro-monodosis mantuvieron un excelente ritmo de ventas. Su avance de +56% estimuló los resultados del segmento de cafeteras eléctricas, que cerró con un crecimiento agregado de +28% frente al primer trimestre de 2009.

Por otra parte, el frío invierno disparó las ventas de calefacción un +22,4%.

Los robots aspiradores se abrieron paso en una categoría que todavía protagonizan los tradicionales aspiradores de escoba.

En cuidado personal, tanto el afeitado masculino como los moldeadores crecieron por encima de la media gracias a una oferta más amplia que ahora incluye cepillos eléctricos.

La línea blanca consigue evitar los números rojos

Con ventas por 799 millones de euros, los grandes electrodomésticos crecieron 4,8% en comparación con el primer trimestre de 2009, cuando la crisis de la vivienda alcanzó su cénit.

“El consumidor ha sabido apreciar la mejora en las prestaciones de los aparatos, desde la mayor capacidad de carga de las lavadoras y las cuatro temperaturas de los lavavajillas, hasta la mayor altura y las superficies de acero inoxidable de los frigoríficos combinados”, explica Antonio de Santa Ana. “Los planes ‘renove’ de las comunidades autónomas han favorecido la compra de productos con eficiencia energética A y A+”.

Productos de encastre como cocinas y hornos también han comenzado el año en positivo, probablemente por una mayor predisposición del consumidor medio a cocinar en casa en lugar de acudir al restaurante.

El mal tiempo fue de nuevo un aliado de los fabricantes de secadoras, que vieron crecer sus ventas un 24%, destacando sobre el resto de categorías.

Informática y equipamiento: mejora el canal de consumo

La recesión no ha perdonado a las ventas de equipos informáticos y consumibles tales como cartuchos de tinta para impresoras, que registraron descensos de -3,9% y -2,4%, respectivamente. Juntas, estas categorías representaron 1.471 millones de euros de facturación en el trimestre –más incluso que el segmento de electrónica de consumo–, aunque el hardware es sin duda el componente más importante con 1.148 millones de euros.

El canal de consumo fue notablemente más dinámico que el canal profesional, afectado por la falta de renovación de equipos informáticos por parte de las empresas. En consumo, el crecimiento provino sobre todo de la fuerte promoción de equipos portátiles netbook y notebook por parte de los distribuidores y la propagación de los servicios de Internet móvil. En la categoría de ordenadores, el frenazo de la caída de precios en el canal de consumo les permitió acabar el trimestre con crecimientos no sólo en unidades, sino también en valor. Se trata de un dato muy importante para la recuperación dada la importancia de estos productos en el global de esta categoría. Directamente ligadas a estas tendencias, se observan cifras positivas en accesorios tales como discos duros y ratones.

El trimestre no pintó tan bien para el segmento de productos de equipamiento de oficina, al que pertenecen los mercados de impresión, entre ellos los cartuchos, y que cerró en negativo un trimestre más, si bien es claro que los números rojos se están suavizando en este inicio de 2010.

Telecomunicaciones

Con una facturación de 633 millones de euros, -10,8% menor que un año antes, el segmento de telecomunicaciones registró la mayor caída interanual de este trimestre.

La proliferación de mejoras en los teléfonos móviles tales como pantallas táctiles y de mayor tamaño, acceso a Internet y redes sociales o correo electrónico han conseguido propiciar un resultado positivo en unidades con crecimientos por encima del 10%. A esto también han ayudado las subvenciones de las operadoras a terminales con MP3, navegación o cámaras de alta resolución con el objetivo de captar nuevos clientes, así como las tarifas planas de datos y la movilidad.

Los smartphones representan ya mas del 15% de las unidades vendidas en el mercado y más de 30% de la facturación en este sector, con una tendencia creciente influida por estas mismas subvenciones, que los operadores aplican de forma agresiva a los productos que pueden suponer una mejora del ingreso medio por cliente para los operadores.