La burocracia ralentiza el avance de Europa en el campo de la nanotecnología
28/05/2010
El primer Congreso Internacional de Nanotecnología e Infraestructuras de Investigación, que se clausura hoy en Barcelona, revela la necesidad de incrementar la cooperación y coordinación entre los diferentes agentes involucrados para que Europa no pierda el tren de esta revolución.

Fuente: www.computing.es   Fecha: 28.05.2010

Más de 300 autoridades científicas, políticas y personalidades del mundo empresarial representantes de 20 países han participado en el primer Congreso Internacional de Nanotecnología e Infraestructuras de Investigación, que concluye hoy en Barcelona.

Considerando el rápido avance de economías emergentes como Asia en el campo de la tecnología y la investigación científica, el encuentro ha dejado constancia del carácter imperativo de una apuesta sólida por parte de Europa en los campos de la nanotecnología y la nanociencia; una determinación que exige mayor coordinación a la búsqueda de máximos grados de eficiencia.

Así, pues, todos los ponentes participantes en el Congreso, cuya inauguración corrió a cargo del secretario de estado de Investigación, Felipe Pétriz, el presidente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), Rafael Rodrigo, el director general de Investigación de la Generalitat, Joan Roca y la rectora de la Universitat Autònoma de Barcelona, Ana Ripoll, han coincidido en señalar como principales desafíos el incremento de la cooperación y la coordinación entre Estados a todos los niveles -gobiernos, universidades, centros de investigación, etc.-. Este reto es especialmente necesario en la Unión Europa, donde aún el aislamiento caracteriza a las políticas nacionales.

La jornada también sirvió de escenario para la reivindicación de una mayor accesibilidad a las infraestructuras por parte de los investigadores y de un carácter interdisciplinar de la educación de las nuevas generaciones. Asimismo, los ponentes insistieron en la necesidad de una mayor transferencia de la tecnología de forma que esta investigación pueda concretarse en mejoras para la sociedad. Y es que, como subrayó el presidente de la Comisión Ejecutiva del Sincrotrón Alba, Ramón Pascual, “en nanotecnología, la velocidad del cambio es tal que se hace necesario encontrar una fórmula verdaderamente flexible que nos permita salvar la burocracia de nuestros sistemas actuales si queremos aprovechar todo el potencial de que disponemos”.

España, palanca de impulso
En los últimos años, España se ha convertido en un agente impulsor de la investigación en nanotecnología y, de hecho, este campo constituye una línea estratégica del Plan Nacional de Investigación. También en esa línea el Sincrotrón Alba, recientemente inaugurado, supone un paso en la evolución de una tecnología que los expertos estima será de aplicación generalizada en la industria en menos de un lustro. “Hace 30 años, prácticamente no había investigación en España y, en poco tiempo, nos hemos puesto al nivel de países como Alemania o Reino Unido, que nos llevan siglos de ventaja”, indicó el director general del Parc de Recerca UAB, Jordi Marquet.