Españoles en la meca de la tecnología
12/12/2011
La oferta de servicios que tiene la zona no se puede encontrar en otro sitio

Fuente:  www.elpais.com  Fecha:  12.12.2011

Decenas de tecnológicas españolas añaden estos días una nueva dirección a su lista de sedes en sitios como Palo Alto o Redwood, en el mítico Silicon Valley. Este desembarco en el valle más tecnológico del mundo, que empezó hace tres o cuatro años y en el que participan.

Telefónica Digital, Panda, Softonic o Zed Worlwide, se ha acelerado este año debido a la madurez del modelo de negocio de las empresas españolas del sector. Tan vital es estar en el Valle, como se le conoce, que ni la distancia ni las más de nueve horas de viaje bastan para disuadir a los interesados. Varios de ellos preparan estos días las maletas para desplazarse ahí de forma permanente.

Es el caso de Anboto, una empresa vasca de reconocimiento de voz, con oficina de representación y que se prepara para inaugurar su filial estadounidense en enero en Redwood. O de

Tissat, una tecnológica valenciana de outsourcing de misión crítica. La empresa, que suministrará sus servicios a Estados Unidos desde su data center de Castellón, "utilizará la oficina del Valle para vender, reclutar talento y darnos a conocer", dice su director general, Manuel Escuin. En

PasswordBank, una empresa de seguridad en la Nube (identidad), su consejero delegado, Roger Casals, explica que se han instalado allí "porque nuestro objetivo no es España, sino el mercado global".

¿Tan necesario es estar ahí? Para los que venden un producto comercializable a escala global y que tienen como clientes a las grandes multinacionales de Silicon Valley, sí lo es. "Nuestros potenciales clientes", explica Jabier Uribe-Etxebarria, de Anboto, "son las divisiones de Internet de empresas de distribución (Wal Mart, The Gap o

eBay), compañías áreas, salud o bancos, que están casi todos ahí". Su presencia les facilita, además, vender en Estados Unidos, más maduro en temas tecnológicos que España, y donde hay que estar para tener éxito en el resto del mundo. "Aquí no solo tenemos acceso a Estados Unidos, sino también, por cuestiones horarias, a Latinoamérica", dice Casals. La zona cuenta, además, con una oferta de servicios imposible de encontrar en otros sitios. "No están solo las compañías", explica Uribe-Etxebarria, "también, los profesionales, las universidades, las incubadoras, los inversores expertos en tecnología, las agencias de publicidad o consultores especializados, hasta en las cafeterías te encuentras con la gente que te puede interesar".

Algunos, como Zed Worldwide, la empresa de Javier Pérez Dolset, líder mundial en contenidos para móviles, no han tenido más remedio que irse al Valle. Esta firma, que entró en Estados Unidos con MonsterMob y que ahora obtiene allí el 20% de su facturación, ha abierto una oficina en Palo Alto que se sumará a las de Miami y Los Ángeles. "La aparición de los smartphones como el iPhone o el Android de Google ha movido el epicentro de los contenidos para móviles desde Europa hasta Estados Unidos. Si antes los acuerdos eran más con las operadoras, ahora son con Apple o Google", explica Ricardo Gómez, director general de operaciones de Zed. Similares son los motivos de Eneko Knör, fundador de Ideateca, una empresa vasca de juegos para móviles que han sido descargados por más de 15 millones de personas en 102 países. Knör, que se instalará en Sausalito, explica que si bien se pueden diseñar y vender juegos desde cualquier parte del mundo, para meterlos en la nueva red social de Google o en la plataforma de juegos de Facebook "hay que conocer gente en estas empresas. Y estar ahí".

Por eso, las principales funciones de estas oficinas son venta, marketing y relaciones públicas. "La oficina", explica Uribe-Etxebarria, de Anboto, "se dedicará a funciones comerciales y de promoción, lograr contratos, darnos a conocer...". Los servicios de soporte técnico seguirán en Idaho, "ya que sale más barato". También son vitales los objetivos informativos. Se trata, dicen, de estar donde se cuece la tecnología y la innovación y familiarizarse con la cultura y los modelos de negocio imperantes en la zona.

También la financiación resulta más fácil. Muchas de las empresas españolas van a este lugar para impulsar rondas de financiación. Koldo García, director general de MadVideo, una tecnológica especializada en interactividad en vídeo, ya en la zona de San Francisco, y que trabaja su primera ronda de financiación, explica: "Muchos de nuestros inversores están aquí. Y quieren que tú estés". Pero, además de que hay más dinero disponible, García apunta que "se trata de inversores que te aportan modelos de negocio y contactos". La española eDreams, que nació en el Valle, si bien opera en Barcelona, llevó a cabo parte de sus primeras rondas de financiación en la zona.

La crisis en España ha acelerado la migración. "Muchos vienen aquí, desesperados por la situación en España", apunta Casals. Pero, la carrera no está siendo recorrida solo por las empresas, sino que está siendo promovida por las Administraciones Públicas. Las misiones de empresas a la zona, financiadas por Gobiernos autonómicos, se ha disparado. De hecho, el Valle se ha convertido en un destino turístico. Cada día llegan delegaciones de todo el mundo. Muchos acaban instalándose. Se dice que ya hay más extranjeros que estadounidenses en la zona, incluso, en las cúpulas de las grandes compañías. Algunos de ellos son españoles. Es el caso de Javier Olivan, de Facebook, o de Bernardo Hernández, fundador de Tuenti y alto cargo de Google. Sabedor del vacío existente, Bernardo ha criado StepOne. "Organizamos unos seis viajes al año para 15 o 20 emprendedores", explica José Luis Moreno, director general de StepOne, "les ponemos en contacto con empresas o les ayudamos a instalarse". Por ejemplo, Spain Tech Center, situado en San Francisco, y una iniciativa de Industria, respaldada por la Fundación Banesto.

Los españoles en el Valle son forofos del modelo. Manuel Eescuin, director general de Tissat, que decidió instalarse en el Valle, afirma que "es más fácil encontrar ahí la gente que necesito que en cualquier otro sitio de Estados Unidos". Pese a todo, no significa que sea llegar y besar el santo. La competencia es tremenda. "En España te encuentras con diez que compiten contigo, aquí te encuentras con mil", afirma un empresario. Lo que sí funciona de modo excelente es la red de contactos. "Es muy activo. Si le enseñas tu producto a alguien y no le interesa, levanta el teléfono y llama a otro", afirma García, de

MadVideo.

La accesibilidad es máxima. Uribe-Etxebarria, que esperó cuatro meses a ser recibido por un cliente en España, dice que "allí cualquier vicepresidente te recibe. Te da 10 minutos". Los que llevan algún tiempo se muestran satisfechos. "Contamos ya con grandes clientes en Estados Unidos, como la hotelera Hyatt y el Caltech (California Institute of Technology), además de un acuerdo con Oracle. Ello se debe a que estamos en el Valle. Desde España hubiera sido imposible", reconoce Casals, de PasswordBank. -