La Estrategia de Ciencia y Tecnología verá la luz después del 22-M, una vez constituidos los nuevos gobiernos
14/04/2011
La ministra de Ciencia e Innovación y presidenta del Consejo General de la Ciencia y la Tecnología.

Fuente:   www.20minutos.es   Fecha:  14.04.2011

Cristina Garmendia, ha adelantado que la aprobación definitiva de la Estrategia Nacional de Ciencia y Tecnología se producirá después de las elecciones del 22 de mayo, una vez se hayan configurado los nuevos gobiernos autonómicos.

De este modo se ha pronunciado Garmendia, en declaraciones a los medios, antes de presidir la reunión del Consejo General de la Ciencia y la Tecnología, a la que asisten los consejeros de las Comunidades Autónomas responsables en estas áreas, y que ha tenido lugar en el toledano Palacio de Fuensalida.

La responsable de la cartera de Ciencia e Innovación, que ha indicado que ésta es la tercera vez que el Consejo General se reúne fuera de Madrid, ha explicado que en este encuentro se debatirá sobre la futura Estrategia de Ciencia y Tecnología, que prevé la Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación.

Garmendia ha recordado que esta norma se encuentra en el Senado, en la última fase de tramitación, después de ser aprobada en el Congreso de los Diputados por unanimidad, lo que supone, a su juicio, una "magnífica noticia para el sistema de ciencia, pues marca la forma de trabajar que estamos impulsando desde el Ministerio, y la aceptación de los grupos parlamentarios, y hoy de los gobiernos de las Comunidades Autónomas".

Así las cosas, la ministra ha señalado que el Gobierno podría haber esperado a que la Ley de Ciencia estuviera aprobada para empezar a trabajar en la Estrategia de Ciencia y Tecnología, "pero quisimos avanzar en su elaboración para que en el momento que la ley esté aprobada, se apruebe también esta estrategia".

Dicho esto, ha asegurado que su departamento, de la mano de las Comunidades Autónomas, ha trabajado en un primer borrador de dicha estrategia, que hoy se debatirá en este Consejo celebrado en Toledo, en el que también se va a acordar el siguiente paso a dar, que será después de la elecciones del próximo 22 de mayo.

No obstante la ministra ha matizado que se ha querido que "ese cambio de testigo entre los gobiernos, después de los comicios, se dé con un borrador avanzado, aunque la aprobación definitiva será con la nueva configuración de los Ejecutivos autonómicos".

Líneas maestras de la estrategia

Respecto a las líneas maestras de esa Estrategia de Ciencia y Tecnología, Cristina Garmendia ha destacado el importante papel que en ella desempeñan las comunidades autónomas, que aportan a ese documento "las competencias que durante los últimos años han desarrollado en esta materia".

"En la elaboración de esa estrategia, que estará volcada hasta 2010, y que tendrá una revisión en 2015, estamos definiendo objetivos, valores, e instrumentos", ha manifestado la responsable nacional de Ciencia y Tecnología.

Así las cosas, ha recordado que la vigente Ley de Ciencia cumple este jueves 25 años, tiempo durante el que ese texto ha dado "magníficos frutos", ha dicho Garmendia, que ha incidido en la necesidad de renovar dicho ley que data de 1986, pues cuando se aprobó, las CCAA no habían establecido sus sistemas de I+D+i, "y ahora esa acción autonómica es muy importante", a fin de consensuar un plan sinérgico Estado-gobiernos autonómicos.

 

 

 

Incidencia de la crisis

Preguntada sobre la incidencia que la crisis está teniendo en esta materia, la ministra ha señalado que la actual situación económica ha obligado al Gobierno de la nación a realizar "un ajuste presupuestario muy relevante".

"La crisis nos ha obligado a que este año 2011 cumplamos con un objetivo de déficit muy exigente, del 6 por ciento, que ha significado un recorte medio del gasto de los ministerios del 12 por ciento. Pero el Gobierno ha decidido excluir al Ministerio de Ciencia de ese plan de ajuste y mantiene el mismo presupuesto, un 0,77 inferior al del año anterior, manteniendo así la misma capacidad inversora que el año anterior en el despliegue del plan nacional de I+D+i".

Y es que, según ha defendido Garmendia, "ésta es la pauta a seguir", pues "hay que proteger las capacidades científicas que hemos desarrollado en los últimos años, porque nuestra supervivencia depende de ello, y hay que hacerlo visible y tomar conciencia, ahora más que nunca, de la importancia de mantener estas capacidades que nos han llevado, según el ranking de la Royal Society, a estar entre los diez productos del mundo más productivos en ciencia y de mejor calidad".

Fuga de cerebros

Tras asegurar que "esa posición que hemos alcanzado es una llave clave para emerger con una economía más sostenible en el presente y futuro", la ministra, a preguntas de los medios, se ha referido a la llamada 'fuga de cerebros'.

Sobre este asunto concreto, tras mantener que los investigadores nacionales no solo no se están yendo, la ministra ha defendido que España no podría alcanzar la posición que ocupa en ese ranking de la Royal Society "si no tuviéramos tantos cerebros que trabajan en el país".

Ha resaltado Garmendia que España "atrae talento, somos el quinto de Europa en destino preferente de los grandes investigadores europeos", de tal modo que "con cargo a los programas del ministerio uno de cada cinco investigadores es internacional, con presencia de comunidades relevantes como Italia, e Alemania. Por tanto, tenemos una ciencia que empieza a internazilonalizarse a pasos agigantados y eso también es una buena noticia", ha concluido.