Mendia insta a Ayuntamientos y Diputaciones a reducir la burocracia
07/07/2011
La consejera de Justicia y Administración Pública, Idoia Mendia, confía en que Ayuntamientos y Diputaciones se comprometan a trabajar de manera conjunta para cumplir los objetivos del Plan de Innovación Pública (PIP) del Gobierno vasco, con el que se espera ahorrar 890 millones de euros a través de la reducción de las cargas administrativas

Fuente: http://www.adn.es  Fecha: 7.7.2011

Un documento que la consejera presentó ayer ante la Comisión de Interior, Instituciones y Justicia del Parlamento vasco. El propósito de esta iniciativa es completar el tránsito de una Administración basada en el papel a otra basada en las nuevas tecnologías.

Su cumplimiento permitirá que se dejen de presentar 13 millones de documentos al año en las ventanillas de la Administración.

Trabajo conjunto

El objetivo final del Gobierno es crear, según apuntó la consejera, el modo de interoperatibilidad vasco junto a las tres diputaciones y la Asociación de Municipios Vascos (Eudel). El hecho de que sea posible un intercambio fluido de información entre administraciones va permitir "ahorrar tiempo y reducir los plazos de tramitación, aumentando la eficiencia y la calidad de los servicios".

Por ello la consejera señaló ayer que todas las Administraciones deben ir de la mano, ya que está "demostrado que la dispersión influye de manera negativa en los servicios que se prestan a la ciudadanía".

El PIP aprobado en Consejo de Gobierno supondrá una inversión aproximada de 180 millones de euros de cara a que durante los próximos tres años se pueda avanzar en Euskadi "hacia una Administración innovadora y abierta, que ofrezca a la sociedad servicios de calidad, eficientes, eficaces con el resto de instituciones vascas y con la participación activa de la ciudadanía".

El plan, que obligará a formar a 2.500 funcionarios, supondrá un ahorro anual de 24 millones en infraestructura informática y de telecomunicaciones. Entre los objetivos del PIP está el de poner a disposición de los ciudadanos el 100 % de los servicios públicos a través de canales electrónico.