Pese a la volatilidad, las empresas TIC son las que más se animan a salir a Bolsa
21/05/2012
A pesar del periodo de incertidumbre y volatilidad que se vive en los parqués bursátiles, parece que las salidas a bolsa de empresas TIC en Europa empiezan a dar síntomas de recuperación. Encuentran una alternativa de financiación por la fórmula de ampliación de capital.

Fuente:  www.computing.com  Fecha:  21.05.2012

A pesar del periodo de incertidumbre y volatilidad que se vive en los parqués bursátiles, parece que las salidas a bolsa en Europa empiezan a dar síntomas de recuperación. Como se desprende del Observatorio Europeo de OPVs correspondiente al primer trimestre de 2012 elaborado por PwC, aunque el número de salidas a bolsa ha disminuido entre los meses de enero y marzo, el valor de las operaciones ha crecido de forma significativa respecto al último trimestre de 2011, hasta alcanzar los 2.299 millones de euros –un 165% más-. Además, por sectores, el de telecomunicaciones y el de bienes industriales han agrupado el 65% del valor de todas las OPVs; y el sector tecnológico ha sido el que más número de salidas a bolsa ha sumado con 13.

 

Para Vicente García, director del grupo Mercado de Capitales de PwC, “España, por motivos de todos conocidos, parece quedarse por el momento fuera de estos signos de recuperación que muestran los mercados internacionales de renta variable. Nuestra contribución a los mismos son las operaciones de Salida a Bolsa en MAB llevadas a cabo en el primer trimestre de 2012. Un elemento optimista continúa siendo el muy nutrido pipeline de empresas con ambiciones de cotizar, para lo que continúan esperando el momento adecuado, igual que sucede en el resto del mundo. Resulta clave recordarles la importancia que tiene estar preparado para afrontar dicho momento cuando éste se produzca, más allá de ventanas puntuales de oportunidad".

Precisamente, el Mercado Alternativo Bursátil (MAB) que cuenta en la actualidad con 21 compañías españolas cotizando y ha superado la cifra de 100 millones de euros en financiación facilitada a las empresas cotizadas, está disfrutando de una interesante actividad pese a la dificultad del contexto económico global. Así lo confirma a COMPUTING Jesús Gonzalez Nieto, vicepresidente del MAB, quien comenta estar muy“satisfechos de la evolución del mercado aunque todavía tiene mucho camino por recorrer. Estamos trabajando para que cada vez se incorporen más empresas, que los inversores conozcan al mercado y que las autoridades publican promuevan incentivos que ayuden a despegar al MAB como ya ocurre en otros países europeos”.

En lo que llevamos de 2012, ya se han incorporado a este mercado cuatro compañías nuevas, siendo una de ellas la firma de telecomunicaciones Ibercom. En total, de las 21 empresas españolas que cotizan en el MAB, cinco son del sector TIC: Altia Consultores, Catenon, Eurona Wireless Telecom, Let’s Gowex e Ibercom. Además, como nos desvela Jesús González, hay varias empresas que están trabajando para incorporarse en los próximos meses al mercado.

Este aumento de las salidas a bolsa se debe ala falta de acceso a la financiación crediticia”, según González Nieto. “Las empresas medianas y pequeñas encuentran en el MAB una alternativa de financiación vía ampliación de capital, fórmula que tradicionalmente se había destinado solo a las grandes empresas, lo que hace suponer que el número de empresas puede aumentar considerablemente. Y las pequeñas compañías de Tecnologías y Comunicación pertenecen al grupo de empresas en expansión que el MAB les ofrece la mejor herramienta para su crecimiento con una financiación sin los problemas del crédito”.

Impulsar la internacionalización

Uno de los motivos más fuertes que lleva a las compañías españolas TIC a estrenarse en el parqué es reforzar su proceso de crecimiento captando una serie de recursos, vía ampliación de capital, que impulsen la expansión del negocio en nuevos mercados, generar notoriedad y prestigio de marca. El operador de WiFi, Let’s Gowex, por ejemplo, acaba de cumplir dos años de cotización en el MAB, y su valoración de esta experiencia ha sido completamente satisfactoria pues se han cumplido todos los objetivos fijados cuando decidieron salir a cotizar. “No sólo hemos conseguido la notoriedad y relevancia para la compañía que buscábamos, sino que además el estar cotizando nos ha abierto nuevas perspectivas de crecimiento de negocio en otros mercados a nivel internacional. El hecho de ser una empresa pública ha generado mayor confianza no sólo en nuestros clientes sino también en proveedores e inversores, lo que nos ha permitido desarrollar nuestro modelo de negocio de creación de Wireless Smart Cities”, ha comentado a este semanario Jenaro García Martín, CEO de Gowex.

Del mismo modo, Constantino Fernández, presidente de Altia, aclaraba en una entrevista a COMPUTING, que su mayor motivo al entrar en el MAB en 2011, fue reforzar su crecimiento, impulsar su expansión, y “reforzarnos de cara a nuestros clientes y a los futuros posicionándonos como una compañía más sólida y que nos permite entrar en una nueva división. Y por último, las acciones serán parte del pago para futuras adquisiciones de compañías. El disponer de una valoración objetiva de la empresa nos favorece también en procesos de cambio en el futuro”.