La Policia se esfuerza en explicar cómo usar con seguridad los regalos TIC de los niños
08/01/2013
La Policía Nacional ha elaborado un documento con diez mandamientos para que los menores utilicen con seguridad las nuevas tecnologías, coincidiendo con un día de Reyes en el que muchos de los regalos para los pequeños serán móviles de última generación, ordenadores, consolas o cámaras.

Fuente:  www.cibersur.es

Según ha informado la Dirección General de la Policía, "La tablet con los diez mandamientos para un uso seguro de la tecnología por los menores" se difundirá a través de las redes sociales y recoge las pautas o consejos fundamentales para un uso seguro de las nuevas tecnologías por parte de los menores.

Las recomendaciones han sido elaboradas por miembros del equipo de Redes Sociales de la Policía y por los responsables del Plan Director (programa de seguridad, información y concienciación a los más jóvenes) coincidiendo con el día de Reyes, en el que muchos menores recibirán aparatos con los que en la mayoría de los casos se iniciarán en el uso de las nuevas tecnologías.

En los "mandamientos" se explica que el nuevo artículo tecnológico no es un juguete y su puesta en marcha requiere conocer no sólo cómo funciona, sino los riesgos de un mal uso, por lo que se recomienda que los padres enseñen a los niños cómo utilizarlo.

El menor debe saber dónde, cómo y cuándo puede utilizar su nuevo equipo y protegerlo de robos y extravíos, utilizando claves para su uso.

La Policía también recomienda que desde el principio los padres y los menores consensúen unas normas de uso basadas en unos criterios de seguridad y racionalidad.

Los adultos deben conocer y elegir las distintas opciones de los nuevos aparatos, así como las aplicaciones, programas y servicios que se instalan y contratan y las condiciones de los mismos.

"Cuanto menor es el nuevo usuario, mayor supervisión, acompañamiento y concienciación necesitará del uso que hace del smartphone, tablet, ordenador, consola o cámara", detalla el decálogo, que precisa que "un buen criterio para que el menor sepa si usa esa tecnología de forma adecuada o no, es que si lo viera una prima o tía suya de 25-30 años, no le escandalizara o preocupara".

Además, en el caso de los más pequeños, los padres pueden instalar programas que filtren el acceso a paginas web y contenido inapropiado o peligroso, así como que faciliten el control por parte de adultos.

La Dirección General de la Policía ha recordado que España es líder en Europa en el uso de teléfonos de última generación o smartphones, ya que 63 de cada 100 ciudadanos dispone de estos dispositivos.