La reanimación de las inversiones en tecnología impulsa los resultados de las firmas de TI
20/12/2010
Empresas como Oracle, Accenture o RIM están obteniendo unos resultados económicos mucho más fuertes de lo que esperaban gracias a la recuperación del gasto en TI por parte del mercado empresarial.

Fuente:  www.computing.es    Fecha:  20.12.2010

La llegada del ciclo de actualización del hardware en las empresas, la migración a Windows 7, el boom de los dispositivos móviles… son algunos de los factores que han contribuido a que las organizaciones hayan aumentado sus inversiones en Tecnologías de la Información. Y este incremento del gasto ha propiciado que los proveedores de este sector hayan superado todas sus expectativas en cuanto a los resultados trimestrales.

La compañía canadiense Research in Motion (RIM), por ejemplo, es uno de los fabricantes que se ha beneficiado de este aumento de las ventas de sus dispositivos. En el tercer trimestre de su ejercicio fiscal ha obtenido un beneficio neto de 911 millones de dólares, un 45% más en comparación con el mismo periodo del año pasado; y la facturación alcanzada ha sido de 5.494 millones de dólares, lo que supone un aumento del 40% respecto a 2009.

Oracle, que también acaba de presentar resultados, ha excedido las estimaciones de Wall Street debido a las buenas ventas que ha experimentado su familia Exadata. En los seis primeros meses de su ejercicio fiscal de 2011 ha ganado 3.223 millones de dólares, lo que supone un avance del 25% respecto del mismo periodo del año anterior; y ha facturado 16.084 millones de dólares, un 47% más. Este incremento de los ingresos se debe también a las ventas de nuevas licencias de software, que han crecido un 22% respecto a igual periodo del año precedente alcanzando los 3.284 millones de dólares.

Pero no sólo el mercado de hardware se está beneficiando de este aumento de la demanda empresarial; el sector de los servicios de TI es otro de los negocios que se favoreciendo de esta recuperación. Es el caso, por ejemplo, de Accenture cuyos resultados económicos se vieron bastante afectados el año pasado por la caída de las inversiones.

En su primer trimestre fiscal, la consultora ha obtenido un beneficio neto de 606 millones de dólares, un 15% más respecto al mismo periodo del ejercicio anterior; y su facturación global ha llegado a los 6.045 millones de dólares, un 12% más. En concreto, los ingresos por servicios de consultoría han aumentado un 14%, hasta los 3.570 millones de dólares, mientras que las ventas derivadas de los servicios de outsourcing han crecido un 10% hasta los 2.480 millones de dólares.