Tecnología, de la mano del sector financiero
27/05/2013
La tecnología es una arista que debe abordarse en la reforma al sector financiero, en temas como nuevos esquemas de operación para los sistemas de pago móviles o el fomento al uso de sistemas tecnológicos para impulsar la inclusión financiera, sugirieron actores del sector.

Fuente:  www.eleconomista.com

Diseñar el camino para la creación de una plataforma interoperable entre los sistemas de pago móviles y el establecimiento de sus reglas de operación por parte del órgano regulador, es una propuesta que Raúl Nogales, fundador y director general de Pademobile, sugirió para que se discuta en la reforma financiera.

Pademobile es una empresa que ofrece servicios de envío y recepción de dinero, o pago de bienes y servicios a través del teléfono celular. La idea es que sistemas como Pademobile puedan enviar y recibir dinero con usuarios de otras plataformas de transacciones móviles como Transfer, de Banamex e Inbursa; Dinero Móvil de BBVA Bancomer o incluso sistemas digitales como PayPal.

“Eso tiene que ver con que los diferentes jugadores del ecosistema se pongan de acuerdo y empiecen a trabajar en modelos que antes, durante o después de haberse conformado el órgano regulador se encarguen de formalizar y establecer las reglas de operación de esas plataformas”, explicó en una entrevista durante la celebración del Pademobile 2013.

La razón por la que el segmento tecnológico no está incluido en la reforma financiera es porque ya existe una regulación para los medios de pago en la Ley de Instituciones de Crédito, afirmó Arturo Murillo Torres, director general de Supervisión de Riesgo Operacional y Tecnológico de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

El diseño de este tipo de redes interoperables y su adaptación regulatoria a los nuevos esquemas tecnológicos será fundamental para el desarrollo de estas plataformas con base electrónica, e incluso voces como Jaime Cantú, director general de Diestel, quien pidió un trato regulatorio diseñado especialmente para los sistemas electrónicos y digitales.

“Creo que la CNBV, con la circular de corresponsalías como con los temas de pagos electrónicos, ha tratado de meter el mundo electrónico en el mundo bancario tradicional y no han adaptado las leyes para que las cosas puedan funcionar mucho más rápido (...). Se debe de pensar en establecer reglas para entidades financieras y otras para las entidades electrónicas”, comentó vía telefónica el directivo de la firma desarrolladora de sistemas para realizar transacciones electrónicas.

Lo cierto es que el impulso a la inclusión de tecnologías para realizar transacciones electrónicas y de análisis de datos será fundamental para que micro y pequeñas empresas (pymes) tengan más posibilidad de obtener créditos e ingresos mediante soluciones de cobro distintas al dinero en efectivo o tarjetas de crédito. “Es necesario incorporar redes de servicio que permitan expandir los negocios y ser una fuente de ingreso adicional y de inclusión financiera. Las tecnologías y las redes de negocio accesibles a micronegocios y al usuario en general deben estar incluidos en la reforma financiera”, consideró el director de Canales y Nuevos Negocios de Agrofinanzas, Juan Carlos Espinosa.

SMS, CLAVES EN INCLUSIÓN

Más allá de los teléfonos inteligentes con acceso a Internet y a aplicaciones, las soluciones de transacciones basadas en el envío y recepción de mensajes escritos (SMS) serán la clave para llevar medios de pago y servicios financieros a gran parte de la población.

A través de éstos se pueden generar códigos y respuestas automatizados que nos permiten, en algunos casos, emular puntos de venta de alguna comercial. Cualquier dispositivo telefónico con SMS nos va a posicionar en una forma muy favorable para hacer transacciones comerciales para productos, pago de servicios e inclusive para transacciones de dinero entre usuarios, comentó Bernardo Shapiro, presidente de Biaani, firma desarrolladora de soluciones para transacciones móviles.

Este tipo de tecnologías tiene el potencial de convertirse en un medio para realizar transacciones en zonas rurales o donde la penetración de los servicios bancarios es mínima. De acuerdo con la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel), en México existen 100 millones de líneas móviles. Todas ellas con la posibilidad de recibir y enviar mensajes escritos.

Esto abre oportunidades para que los móviles sirvan como mecanismo para que los patrones realicen los pagos a trabajadores, sobre todo del sector primario, como ocurre en la firma Agrícola Ganadera Industrial, opinó Matías Gómez Barreto, director de esta compañía dedicada a la siembra de hortalizas,ubicada al norte del país.