Las TIC y sus compromisos con economía, sociedad y sostenibilidad
14/09/2010
Un buen ejemplo de ello se ha visto en las reuniones de los Living Labs, una iniciativa de la Unión Europea orientada a buscar nuevos modelos de innovación y de cooperación entre las administraciones, empresas y ciudadanía; y que han concluido con la presentación de tres nuevos Living Labs incorporados a la red europea: el Centro Birds para la Monitorización de la Naturaleza; Sports para la tecnología en el Deporte y Mobility Labs para el transporte inteligente.

Fuente:  www.techweek.es   Fecha:  14.09.2010

En esa línea de impulso tecnológico aplicado al progreso se puede encuadrar también el zEnterprise,la más avanzada versión de mainframes IBM, en cuyo desarrollo la firma ha invertido más de 1.500 millones de dólares, diseñado como respuesta a las necesidades de las empresas para adaptarse a un mundo cada vez más interconectado, donde los datos crecen a un ritmo superior a las capacidades de almacenamiento y las operaciones y transacciones comerciales aumentan vertiginosamente.

Buena prueba de ello es que, según la consultora Berg Insight, en 2015 habrá 894 millones de usuarios activos de banca móvil en todo el mundo, frente a 55 millones que había en 2009.

Además de la explosión de datos, las organizaciones se enfrentan a otro reto: la necesidad de ser más eficientes y lograr mayores, más rápidos y medibles retornos de la inversión. Un desafío en el que las TIC han decidido aplicarse y destacar.
Así, en el caso concreto del zEnterprise, IBM se ha comprometido a conseguir reducciones de costes por transacción de tarjetas de crédito de hasta el 44%; de un 25% en los costes de megawatio/hora producido por las eléctricas o de un 23% en los de cada barril de petróleo obtenido.

Por último hay que subrayar los esfuerzos de la industria TIC para mejorar en sostenibilidad y responsabilidad social. En este aspecto, Telefónica ha logrado liderar su sector según el índice Dow Jones Sustainability, que define la sostenibilidad corporativa como un enfoque de negocio que persigue crear valor a largo plazo para los accionistas mediante el aprovechamiento de oportunidades y la gestión eficaz de los riesgos inherentes al desarrollo económico, medioambiental y social.