Universidades catalanas desarrollan una nueva tecnología de compresión de datos
06/03/2013
La Universidad de Barcelona (UB) y la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC) han creado su primera 'spin-off' conjunta para comercializar una nueva tecnología desarrollada por ambas universidades, que han solicitado patentar en Europa y EEUU, para comprimir grandes volúmenes de datos.

Fuente: http://noticias.lainformacion.com

La nueva empresa conjunta, que se ha constituido bajo el nombre de Dapcom-DATA Services SL, se dedicará a explotar esta nueva tecnología, útil, entre otras cosas, para misiones espaciales y otras aplicaciones del sector aeronáutico, de la supercomputación y de las tecnologías de la información y las comunicaciones.

Según han informado las dos universidades, la nueva tecnología se llama Fapec (Fully Adapted Prediction Error Code) y es un algoritmo de compresión de grandes volúmenes de datos -superiores a 1 terabyte (1012 bytes)- que permite hacer un uso más eficiente del hardware y del ancho de banda disponible para múltiples aplicaciones y sectores.

Creado inicialmente para cumplir los elevados requerimientos de los sistemas de compresión en misiones espaciales y el sector aeronáutico, el algoritmo Fapec puede ser, según los científicos que lo han desarrollado, de gran utilidad en el procesamiento e interpretación de datos de la investigación científica que utilizan los supercomputadores.

También puede ser utilizado por empresas que necesitan gestionar grandes volúmenes de datos en los sectores de las tecnologías de la información y las comunicaciones, el multimedia, las redes sociales o de juegos a través de Internet, entre otros.

Esta nueva empresa ha nacido de la investigación desarrollada por un grupo formado por ocho investigadores procedentes de la UB, la UPC, del Instituto de Estudios Espaciales de Cataluña (IEEC), y del Instituto Cartográfico de Cataluña, que iniciaron su colaboración en el marco del proyecto Gaia, una misión astrométrica de la Agencia Espacial Europea (ESA) en España.

Desarrollado en lenguaje 'C + +', el algoritmo Fapec tiene una capacidad de compresión sin pérdidas que, incluso con altos niveles de ruido y valores discrepantes (es decir, que pueden afectar la transmisión correcta de los datos), "es más elevada y más precisa que otras soluciones que existen a día de hoy en el mercado", según sus inventores.

Esta tecnología minimiza el espacio para almacenar los datos así como el ancho de banda para transmitirlas y también reduce el tiempo para comprimir los datos sin pérdidas, transmitirlas y descomprimir las mismas.

El proyecto también ha recibido el apoyo del Ministerio de Educación, a través del Campus de Excelencia Internacional BKC y RedEmprendia.