Bruselas propone una normativa para usar el DNI electrónico a nivel europeo
06/06/2012
La Comisión Europea (CE) propuso hoy en una nueva normativa para posibilitar el uso de la firma digital y el DNI electrónico en el mundo empresarial y en el de la administración pública entre los estados miembros de la Unión Europea (UE).

Fuente:  www.diariodeavisos.com 

“Proponemos que la gente y las empresas puedan utilizar sus DNI electrónicos y firmas digitales nacionales en otros países de la UE con total normalidad y eficacia”, indicó en un comunicado la Comisión.

Bruselas considera que los beneficios de esta nueva normativa son numerosos y variados.

Por ejemplo, un estudiante que quiera matricularse en una universidad de un país europeo que no sea el suyo podrá hacerlo sin necesidad de desplazarse a dicho país gracias al uso de su DNI electrónico nacional.

También se podrán solicitar plazas de funcionarios en cualquier país de la UE sin la necesidad de desplazarse o presentar documentación física. Todo vía internet y desde casa, explicó la CE.

Asimismo, la nueva normativa facilitará el acceso al historial médico cuando un ciudadano europeo caiga enfermo en un país extranjero dentro de la UE.

Además, se podrá realizar la declaración de la renta desde el extranjero y pagar tasas e impuestos en el país donde se resida.

Según la Comisión, en el plano económico, los beneficios también son numerosos, de manera que las empresas podrán presentarse a ofertas de la administración pública de un país extranjero sin tener que enviar documentación impresa.

Al mismo tiempo, se podrán firmar contratos por vía telemática con otras empresas europeas sin problemas ni trabas administrativas, y los bancos podrán notificar por este medio a sus clientes extranjeros que residan en su país de origen problemas de impago con total validez.

Otro de los servicios que se materializará con la aprobación de la normativa será la compulsa digital o certificado de envío para los correos electrónicos, apuntó.

La CE recordó que no todos los Estados miembros disponen de DNI electrónico.

Sólo Bélgica, Estonia, Finlandia, Alemania, Italia, Portugal y España lo usan, en tanto que Austria, República Checa, Lituania, Luxemburgo, Holanda, Eslovaquia, Eslovenia, Dinamarca y Suecia tienen un documento similar aunque no llega a tener las mismas competencias.

Por ello, la Comisión subrayó que el objetivo de la normativa es posibilitar la conexión entre los documentos existentes y ofrecer a los países que no lo utilizan la posibilidad de adherirse al sistema europeo.

La Comisión hizo hincapié en que esta nueva normativa no supondrá la creación de un DNI electrónico europeo ni un estándar comunitario de seguridad al que los Estados miembros se tengan que adherir.

Fuentes de la CE explicaron que la Comisión no tiene competencia para legislar sobre la gestión de identidades electrónicas, ya que esto es parte de la soberanía de los países.

No obstante, señalaron que la normativa sí que “hará de las identificaciones electrónicas entre países una realidad”.

Tampoco existirá una base de datos europea, dado que la legislación al respecto en algunos Estados miembros “es muy sensible”, apuntaron las mismas fuentes, ni tampoco la CE obligará a los estados a compartir sus sistemas de firma electrónica.

Si supera todos los trámites el Parlamento y el Consejo europeos, la Comisión espera que la norma vea la luz a finales de 2014.