La sanidad encuentra en el 'big data' el aliado perfecto
25/11/2019
España cuenta con uno de los mejores sistemas sanitarios del mundo. Ahora, con la implementación de las nuevas tecnologías puede dar un paso más al frente y seguir rindiendo en primera línea.

La transformación digital está cambiando los diferentes sectores tal y como los teníamos preconcebidos. El avance de la digitalización en el sector sanitario está generando una ingente cantidad de datos que gozan de un alto valor. 

En este sector, existen numerosas fuentes de datos heterogéneas que arrojan una gran cantidad de información relacionada con los pacientes, las enfermedades y los centros sanitarios. Datos sobre salud de historias clínicas electrónicas, dispositivos de telemedicina, pruebas clínicas, e incluso de wearables, hacen que sus posibilidades de uso sean infinitas. 

Tratar datos como los epidemiológicos, nutricionales o los genómicos, más relacionados con lo que se conoce como Real World Data (RWD) y con la medicina personalizada, puede ayudar a tomar decisiones tanto a los médicos como a los gestores de los centros sanitarios, lo que repercute en un mejor servicio de salud para los pacientes.

Un sinfín de oportunidades

Las aplicaciones de una tecnología como el big data serán variadas y de muchísimo calado, tanto para el descubrimiento científico como para la asistencia sanitaria y la gestión. Gracias al cruce de datos se pueden predecir los casos de gripe que se van a dar, u obtener la cifra de los casos existentes y reportados en tiempo real. En el caso de las enfermedades crónicas, tratar los datos con la inteligencia que aporta el big data va a permitir adelantarse y cubrir mejor la atención que se presta a los pacientes. Esta tecnología cambia de manera fundamental el rol de los profesionales, y requiere una adaptación de ellos en tanto a cómo utilizarlo para aportar más valor y mejorar su contribución a la provisión de servicios sanitarios y a la investigación y docencia.

Desde el punto de vista del descubrimiento científico, según cuenta a ComputerWorld Luciano Saez Ayerra, presidente de la Sociedad Española de Informática en la Salud, principalmente permitirá hacer correlaciones, y acercarse más a la causalidad en el desarrollo de las enfermedades, fundamentalmente en la correlación fenotipo con genotipo y/o expotipo. “Debemos tener en cuenta que está por desarrollar el descubrimiento científico biomédico basado en el exposoma, lo que sería los condicionantes de la salud externos individualizados, que son mucho mayores que los relacionados con la genética”. 

Fuente: https://www.computerworld.es/