Perfiles profesionales ágiles preparados para un nuevo paradigma laboral
08/05/2019
Por José Manuel Gómez, Scrum Master de Paradigma.

Desde que empezamos a buscar trabajo recién salidos del sistema educativo hasta ahora el mundo ha cambiado mucho. Hoy hacemos la compra sin salir de casa o visitamos nuestro banco desde la comodidad de nuestro sofá. Estos actos que hoy en día consideramos cotidianos eran impensables hace relativamente poco tiempo. Y la forma en la que las empresas buscan a los profesionales que les pueden ayudar a ser más productivas o a generar mayor negocio también es muy diferente a cómo se vivía este tipo de procesos hace tan sólo diez años

El cambio se debe, en gran medida, a la universalización del acceso a Internet. Pero, ¿alguna vez nos hemos parado a pensar cómo están transformándose las empresas ante esta revolución?, ¿qué capacidades tienen que tener los empleados de dichas compañías?

La transformación digital en el mundo laboral tiene uno de sus pilares en Agile, una mentalidad nacida en el desarrollo de software, un entorno que por su naturaleza es muy cambiante.  Pero, ¿cómo cambiar una mentalidad? Existen varias formas de hacerlo y una de las más extendidas es Scrum, uno de los marcos de trabajo preferidos por las compañías para realizar este cambio hacia metodologías ágiles.

En la forma de realizar proyectos de forma tradicional solo existe una entrega al final: el temido deadline o fecha límite. Cuando pensamos en Scrum hay que tener en cuenta las iteraciones, llamadas en este entorno de trabajo ‘sprints’. En cada una de estos sprints, de no más de un mes, se realiza un entregable perfectamente funcional.

Esto se consigue solamente si el equipo de trabajo es capaz de autoorganizarse: todas las personas que están dentro del equipo comparten el mismo objetivo, de la misma manera que cuando, por ejemplo, pensamos en un equipo de fútbol, nos vienen a la cabeza delanteros, defensas, pero todos con el único objetivo de ganar el partido. 

En los equipos ágiles se distinguen tres perfiles: Product Owner, Scrum Master y Development Team. Al Development Team pertenecen todas las personas que construyen el producto. Si, por ejemplo, estamos pensando en una herramienta de ventas online el Development Team serían las personas que programan dicha herramienta. En este equipo no existen etiquetas, es decir, aunque haya especialistas, no existen subequipos. Esto se traduce en que todos comparten el mismo objetivo y el éxito o fracaso es grupal.

Obviamente aparecerán líderes dentro del equipo, pero estos no vienen impuestos desde fuera, el equipo de forma natural podrá reconocer como líder a alguna persona y también de forma natural podrá cambiarlo. ¿Qué tipo de líderes elegirá el equipo? Lo más probable es que elija líderes que estén al servicio del mismo, aquellas personas que más ayuden al crecimiento del mismo o cuyo conocimiento en alguna materia sea superior al resto.

La responsabilidad del Development Team es realizar el entregable terminado al final de cada sprint. Como equipo, son los responsables de decidir cómo se realizan las funcionalidades y de estimar lo que son capaces de hacer durante el sprint. También deben responsabilizarse de informar de problemas y desviaciones que pueden ocurrir y buscar soluciones a las mismas, es decir, su responsabilidad no es solo técnica, también deben decidir cómo organizarse de la mejor forma posible. Por ejemplo, deben decidir cómo reparten las vacaciones o quién realiza una tarea.

Por otro lado, el Product Owner es la persona que se configura como dueño del producto. Su principal responsabilidad es maximizar el valor del producto que se está creando. Si por ejemplo, estamos realizando un producto de compras online su responsabilidad podría ser maximizar su beneficio. Él es  único responsable de decidir qué se va a hacer en cada sprint. Para hacer esto, entre otras cosas, tendrá que hablar con las personas que van a usar el producto. Una vez entendido qué funcionalidades necesitan tendrá que ordenar dichos requerimientos de forma que lo más valioso se realice antes. Esto requiere ser capaz de gestionar expectativas y en muchas ocasiones decir que algo no se va a hacer.

El Product Owner debe de ser capaz de recuperar información del mercado lo antes posible

Pero ¿cómo se puede decidir qué es lo más valioso? El Product Owner debe de ser capaz de recuperar información del mercado lo antes posible, de esta forma podrá ver si una funcionalidad está siendo usada, si no lo está siendo o si es útil para el desarrollo del producto. Además tendrá que estar atento a los movimientos del mercado y de la competencia. Algo puede ser muy valioso si se realiza en el tiempo preciso, pero muy poco si alguien se nos ha adelantado. También debe de estar a disposición del Development Team cada vez que este necesite aclaraciones. Esta comunicación es imprescindible, ya que en ocasiones tendrá que reducir o modificar funcionalidad para ayudar al equipo alcanzar el objetivo al final del sprint.

Fuente: http://www.computing.es